Viento y agua. Cuáles son las inversiones en el país que les interesan a los empresarios daneses

La reina Margarita visita el país con representantes de 30 compañías
La reina Margarita visita el país con representantes de 30 compañías Fuente: LA NACION - Crédito: Silvana Colombo
María Julieta Rumi
(0)
19 de marzo de 2019  • 16:59

No es común que en un evento de negocios uno se tenga que levantar y sentar varias veces como una forma de reverencia. Tampoco estar tan cerca de la etiqueta real de taillerus y sombreros, extraña para estas latitudes. Sin embargo, la reina Margarita de Dinamarca encabezó hoy la conferencia de negocios que tuvo lugar en el CCK por su visita a la Argentina y recordó al danés llamado Juan Fugl, uno de los primeros inmigrantes de Tandil a mediados del siglo XIX, que luego ocupó el cargo de intendente de esa ciudad.

"Ese fue uno de los muchos daneses que vinieron al país hace 150 años con un legado cultural y un conocimiento tecnológico que les trajo prosperidad a ellos y a su entorno. Mantenemos cuestiones culturales fuertes con la Argentina y también emprendimientos", afirmó la reina y mencionó las relaciones comerciales en producción de alimentos, agronegocios y el sector avícola.

También se refirió a la cooperación fructífera de ambos países en energía sostenible, entre otras industrias. "El príncipe heredero [Federico de Dinamarca] visitó YPF, que sigue trabajando para estar a la altura de las nuevas tecnologías y prácticas y las compañías danesas quieren cooperar. Dentro de lo que es salud también hay en la Argentina empresas danesas que tienen una presencia prominente con mejores servicios y más calidad. Y en esta visita vienen 30 compañías, con lo que demostramos el interés comercial de Dinamarca en el país y estoy muy satisfecha de ver que las empresas argentinas también tienen interés en Dinamarca", agregó.

Y, como muestra de las relaciones entre ambos países, se llevó a cabo un panel sobre las oportunidades futuras de negocio y el clima de inversión en la Argentina, moderado por el secretario general de Redacción de LA NACION, José Del Rio. Allí, del lado argentino, estuvieron Miguel Gutiérrez, presidente de YPF; José Luis Inglese, presidente de Aysa; y Joaquín de Grazia, de la empresa familiar avícola Granja Tres Arroyos, que se renovó con equipamiento danés a comienzos de la década del 80.

En tanto, por Dinamarca estuvieron Morten Dyrholm, vicepresidente de Vestas, una compañía dedicada a la fabricación, venta, instalación y mantenimiento de aerogeneradores; Jim Hagemann Snabe, presidente del consejo de Maersk, un conglomerado que tiene actividades en sectores como transporte y energía; y Michael Eriksson, director de Arla Foods Ingredients, una cooperativa internacional con sede en Viby, Dinamarca y el mayor productor de productos lácteos en Escandinavia.

Arla Foods tiene una larga historia en la Argentina que se remonta al 2001 cuando invirtieron en una planta en la provincia de Córdoba para fabricar proteínas premium que hoy exportan a más de 45 países, con una facturación de US$60 millones. "No ha sido un camino fácil en los comienzos, pero la Argentina ofrece materias primas muy buenas. Si miramos 20 años atrás fueron tiempos muy difíciles, pero queda claro cuáles son nuestras ambiciones y los objetivos de hacer crecer la empresa. Tenemos que lograr mejorar y las condiciones han cambiado para mejor con el nuevo gobierno", dijo Eriksson, alineado con lo que había dicho el ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, al comienzo del encuentro.

"Este encuentro se da en un momento especial en el que estamos haciendo un enorme esfuerzo para crecer de manera sostenible con los servicios públicos a precios normalizados, el tipo de cambio en un nivel competitivo y la libertad en el ingreso de capitales. Tenemos que profundizar la relación entre la Argentina y Dinamarca porque las economías son muy complementarias y el espacio para profundizar las relaciones comerciales es inmenso", aseguró.

La visita de Federico de Dinamarca a YPF y Aysa

El hijo de Margarita y heredero al trono, junto a responsables de empresas danesas, se reunió ayer con directivos de YPF para analizar oportunidades de negocios en energía e innovación, especialmente aquellas aplicadas a los negocios del gas y la generación eléctrica.

YPF ya tiene relación comercial con Vestas, proveedor de insumos para su negocio de generación eléctrica, además de varios proveedores de maquinarias y tecnología.

Además de contactos concretos para negocios en temas como energías renovables, biogás, eficiencia energética y smart meters, durante la reunión se abordaron cuestiones relativas a las transiciones energéticas, el rol de YPF al presidir la task force de energía del B20 en 2018 y las lecciones que pueden tomarse de la experiencia de Dinamarca en eficiencia energética y sustentabilidad.

Entre las empresas que participaron del encuentro con YPF están Maersk, AVK, Combigas, Danfos, CHR Hansen, Haldor Topsoe, Hempel, Nissen, Velux y Vestas.

La comitiva danesa también visitó la planta Depuradora Norte de Aysa. Ahí el interés radicó en un tipo de tratamiento secundario en el que se aprovechan los barros producto de la depuración para producir biogás y que eso alimente parte del consumo de energía que la planta requiere para tratar los líquidos cloacales. Eso es algo en que los empresarios daneses se especializan: en convertir plantas "consumidoras" de energía en plantas "productoras" de energía y es uno de los temas en los que pueden y tienen interés en asesorar.

Por otra parte, la comitiva también mostró interés en conocer los planes de expansión de la empresa para saber si pueden ejecutar obras o vender equipos o bien, trabajar en conjunto con Aysa.

Las empresas que participaron de esa visita fueron A.P. Møller - Mærsk, AVK, BIC Electric, Chr. Hansen, Combigas, Danfoss, EKF, Grundfos, Haldor Topsoe, Hempel, IFU, NISSEN energy, Novalume, State of Green, VELUX 18 y Vestas Wind Systems.

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.