Los grandes bancos de Europa tienen un buen año; por ahora

David Enrich
Laura Stevens
Max Colchester
(0)
27 de abril de 2012  

LONDRES—Los tres mayores bancos de Europa, Banco Santander SA, Barclays PLC y Deutsche Bank AG, reportaron resultados decentes en el primer trimestre, demostrando que, pese a estar en medio de una crisis financiera, pueden generar miles de millones en ganancias.

Pero el resto del año podría resultar más difícil, conforme las economías del continente vuelven a caer en recesión y los efec-tos del billón (millón de millones) de euros en préstamos baratos del Banco Central Europeo empiezan a desvanecerse.

Ejecutivos del sector advirtieron el jueves que el lucrativo negocio de la banca de inversión en el primer trimestre, que apuntaló las ganancias de Deutsche Bank y Barclays después de un abismal segundo semestre en 2011, ya pierde fuerza. Es probable que Santander, al igual que el resto de los bancos españoles, enfrente una acumulación de costos debido al deterioro de la economía del país.

La ganancia del mayor banco español cayó 31,2% a 1.600 millones de euros (US$2.100 millones) frente a 2.100 millones de euros (US$2.700 millones) del primer trimestre del año pasado. Los resultados reflejaron un descenso de los ingresos alrededor del mundo.

Santander también provisionó más de 3.000 millones de euros (US$4.000 millones) para cubrir potenciales pérdidas en su cartera de crédito en España, Portugal y otros países. A fines de marzo, cerca de 33.000 millones de euros en préstamos del banco, equivalente a 4% del total, fueron clasificados como "en mora".

Pero las operaciones de banca minorista de Santander fuera de España siguen siendo rentables. Su división en América Latina arrojó utilidades de 1.200 millones de euros (US$1.600 millones) en el primer trimestre. El banco español confirmó sus planes de vender este año hasta 25% de su rentable negocio en México a través de una oferta pública inicial de acciones.

Al igual que su tradicional rival, Banco Bilbao Vizcaya Argentaria SA, es probable que Santander se sienta presionado en los próximos meses debido a la necesidad de destinar miles de millones de euros adicionales para cubrir posibles pérdidas. Una nueva ley en España requiere que los bancos aumenten significativamente dichas provisiones y, a diferencia de algunas entidades más pequeñas, Santander y BBVA no han adoptado medidas radicales al respecto.

Por su parte, Barclays reportó una pérdida trimestral de 337 millones de libras esterlinas (US$544,7 millones), pero esto se debió principalmente a un cargo contable relacionado al aumento del valor de la deuda del banco. Al excluir el cargo, la ganancia del banco británico se habría ubicado en 1.900 millones de libras (US$3.000 millones).

"No fue un primer trimestre robusto, pero mejoró comparado con el tercer y cuarto trimestre del año pasado", reconoció Bob Diamond, presidente ejecutivo de Barclays. "El crecimiento económico todavía es lento alrededor del mundo".

Un motor de las ganancias de Barclays fue su división de banca de inversión, donde los ingresos aumentaron 3% a 3.460 millones de libras (US$5.600 millones). El grupo de renta fija tuvo un desempeño particularmente sólido. De todas formas, Diamond subrayó que el panorama se ha vuelto más incierto este mes, algo con lo que estuvieron de acuerdo ejecutivos de Credit Suisse Group AG y Deutsche Bank.

El banco alemán anunció una ganancia de 1.400 millones de euros (US$1.850 millones) en el primer trimestre, 33% menos que un año antes, pero consistente con las previsiones de los analistas. Deutsche Bank atribuyó el declive a varios factores, incluyendo cargos extraordinarios y a un decaimiento en el segmento de banca privada. La entidad señaló que ha fortalecido sus provisiones para absorber pérdidas repentinas. "El panorama se ha vuelto más incierto y, por ende, se ha producido una desaceleración", dijo el director de finanzas, Stefan Krause.

Christopher Bjork contribuyó a este artículo.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.