Piden que el Banco Central instrumente el acceso a dólares para la compra de propiedades

Inmobiliarios alertan sobre el impacto del decreto y la comunicación del BCRA en la alicaída actividad inmobiliaria
Inmobiliarios alertan sobre el impacto del decreto y la comunicación del BCRA en la alicaída actividad inmobiliaria Fuente: Archivo
María Julieta Rumi
(0)
4 de septiembre de 2019  • 19:31

Distintas entidades que representan al sector inmobiliario argentino firmaron una declaración conjunta a raíz de las restricciones cambiarias informadas el domingo pasado para que las autoridades "contemplen las transacciones inmobiliarias, ya que se realizan mayoritariamente en dólares estadounidenses, para que puedan concretarse con normalidad". Básicamente, lo que piden es que permitan la compra de más de US$10.000 a aquellos que están por cerrar una operación inmobiliaria.

"A efectos de superar esta coyuntura ofrecemos los equipos técnicos de las entidades para trabajar conjuntamente con las autoridades, con el objetivo de que nos permitan diseñar los procedimientos adecuados para la concreción de compra venta de inmuebles y otro tipo de operaciones inmobiliarias", agregaron en un comunicado.

Entre los que firmaron el texto están la Asociación de Empresarios de la Vivienda (AEV), la Cámara de Empresas de Desarrolladores Urbanos de Argentina (CEDU), la Cámara de Propietarios de la República Argentina (Capra), Cámara Inmobiliaria Argentina (CIA), Consejo Profesional de Arquitectura y Urbanismo (CPAU), la Cámara Argentina de Inmobiliarias Rurales, el Consejo Federal de Colegios Inmobiliarios de la República Argentina (Cofeci), el Colegio de Martilleros y Corredores Inmobiliarios de la Provincia de Buenos Aires, la Asociación de Profesionales Inmobiliarios (API), la Coorporación de Rematadores y Corredores Inmobiliarios, el Consejo Profesional de Ciencias Económicas de la Ciudad de Buenos Aires, el Centro de Corredores Inmobiliarios (Cecin) y el Colegio Único de Corredores Inmobiliarios de la Ciudad de Buenos Aires (CUCICBA).

Según informaron, el problema actual reside en que, si bien la comunicación A 6770 del BCRA dice en su artículo 9 que "las obligaciones en moneda extranjera entre residentes instrumentadas mediante registros o escrituras hasta el 30 de agosto podrán acceder al mercado de cambios", falta una resolución de la entidad.

Por caso, una clienta de un banco público que tenía aprobado un crédito hipotecario y fecha de escrituración ayer, al retirar el dinero del banco no pudo cambiar los pesos por dólares. Solo le permitieron cambiar US$10.000, el monto máximo mensual autorizado para particulares con fines de atesoramiento. Finalmente, la operación se hizo en pesos al tipo de cambio blue y el vendedor a la salida fue a cambiar los pesos por dólares a una cueva.

El presidente del Colegio de Escribanos de la Ciudad, Claudio Caputo, que participó de la reunión, aunque no firmó el documento público, dio otros ejemplos de operaciones caídas. "En la comercialización del sector inmobiliario no existe que al momento de la reserva haya escrituras. Las pocas operaciones de la semana pasada quedaron en la nada el domingo. Y el lunes se cayeron 100 operaciones en los bancos, porque si no hay instrumento público, no te pueden dar los dólares. Es una barbaridad, la carpeta con la información del cliente no es un invento", agregó.

De acuerdo con el notario, hay un 90% de probabilidad de que la resolución salga para que todo lo que pueda demostrarse que estaba en vías de tramitación tenga acceso al mercado de cambios.

En tanto, para el futuro, Caputo planteó que se permita que los compradores accedan a dólares para comprar propiedades, si los vendedores que van a recibir los dólares no los van a sacar de la Argentina, sino que los van a reinvertir, por ejemplo, en la compra de una nueva vivienda con lo cual se estarían preservando las reservas.

"Queremos colaborar con el Ministerio de Hacienda y el Banco Central para encontrar el resquicio por el cual, sin afectar las reservas, podamos hacer que el alicaído mercado inmobiliario no termine de caerse. En el cálculo anualizado, estamos peor que en 2001. Ese año se hicieron 33.000 operaciones y este año se cerrarían 30.000, mientras que en la peor etapa del cepo cambiario, en 2014, se hicieron 36.000", concluyó.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.