Desafío: Evo Morales enfrenta su prueba electoral más difícil en un país partido por su figura

Evo Morales
Evo Morales Crédito: Ippóliti
Aunque es favorito para los comicios del 20 de octubre, el presidente no evitaría un ballottage; elogiado por su gestión económica y social, crece el rechazo a su manejo autocrático
Rubén Guillemí
(0)
22 de septiembre de 2019  

El presidente boliviano, Evo Morales, el gran sobreviviente del llamado " socialismo del siglo XXI" que recorría América Latina a comienzos de siglo, enfrenta el próximo 20 de octubre su elección más difícil, en la que podría no lograr un triunfo en primera vuelta, con un escenario de división en el país por su figura y su estilo de gobierno.

"Cuando falta un mes para las elecciones todavía no está claro cuál puede ser el resultado. De todas maneras, que luego de 13 años en el poder Evo siga siendo el candidato con más apoyo, un núcleo duro del 35% del electorado, es un logro enorme. Claro que para evitar una segunda vuelta debe obtener al menos el 40% y diez puntos de diferencia con el segundo. Y es eso lo que todavía es incierto", explicó a LA NACION el analista político Daniel Valverde, director del Observatorio Político.

Bolivia fue estos últimos cinco años el país de mayor crecimiento del PBI en América del Sur (4,22% en 2018). Su tasa de desempleo es la más baja de la región (alrededor del 5%), y durante el gobierno de Evo la pobreza se redujo a la mitad. Hoy Bolivia tiene un porcentaje de pobres similar al de la Argentina, alrededor de un tercio de la población.

Cinco razones por las que importan mucho las elecciones en Bolivia

02:55
Video

Pero la gran diferencia de estos comicios es que el principal contrincante del primer presidente indígena de América, el exmandatario Carlos Mesa (2003-2005), no es esta vez un candidato proveniente del neoliberalismo, que fue el mayor objeto de las críticas de Evo todos estos años, sino de centroizquierda. "Mesa privó a Evo de hacer campaña con sus logros económicos o sociales, porque directamente no los discute. Su discurso apunta a terminar con la corrupción y recuperar la institucionalidad, y tiene especial apoyo en los sectores medios, altos y urbanos", agregó Valverde.

La oposición critica a Evo, entre otras cuestiones, haber desoído el referéndum de 2016 en el que ganó el no a la reelección (habilitada luego por el Tribunal Constitucional, de mayoría oficialista), el manejo autocrático del poder, y haber dado vía libre a los agricultores para los incendios forestales de este año. En caso de ganar las elecciones y terminar el nuevo mandato, completaría 19 años en el poder.

Dos historias

Los profundos cambios producidos en estos años en la sociedad, la política y la economía dividen la historia de Bolivia en antes y después de Evo, para bien y para mal.

Hubo una anécdota que marcó para siempre a la paceña Eliana Paco Paredes, de 36 años. Cuando en la adolescencia cursaba la escuela secundaria, la mamá de una compañera aimara fue por primera vez a esperar de sorpresa a su hija a la salida de clases. Como era su costumbre, sin darse cuenta, la mujer llegó vestida con la típica pollera acampanada y colorida de las cholas. La hija le recriminó: "¡Cómo vienes vestida así a la escuela! ¡No te das cuenta de que me dejas en ridículo con mis compañeras!"

Evo Morales
Evo Morales Crédito: ATB Digital

"Eran los tiempos en que ser indígena era vergonzante. Mis papás también conversaban en aimara en voz baja entre ellos, pero a los seis hijos solo nos dejaban hablar en español", recordó a LA NACION Paco Paredes. Pero desde la llegada de Evo hubo una revalorización de las 36 nacionalidades que conforman el país. Hoy para obtener un empleo público es obligatorio hablar al menos una lengua originaria, y mujeres y hombres no tienen vergüenza en utilizar la ropa tradicional, incluyendo el típico sombrero bombín o el chullo, los hombres.

En lo personal, la vida de Paco Paredes cambió radicalmente. "Yo heredé de mi mamá el oficio de artesana y fabricante de polleras de cholas. Cuando empezamos, cosíamos en un cuarto de casa y allí venían cholas muy humildes a comprarnos sus polleras", recordó. Hoy dirige una pyme de moda indígena con su propia boutique en el centro de La Paz. Trabajan para ellas unas 30 personas, y presentó sus modelos en desfiles por todo el mundo, incluido la Fashion Week de Nueva York. Sus vestidos y polleras pueden llegar a costar varios miles de dólares.

"Gracias a este gobierno mucha gente joven recuperó el orgullo de usar la vestimenta tradicional y vienen a nuestro local porque ganó prestigio por su ropa de calidad", señaló Paredes.

La ahora famosa diseñadora de moda decidió además incursionar en la política y es candidata a legisladora supraestatal -representantes en organismos multinacionales- por el oficialista Movimiento al Socialismo (MAS). "Yo creo que hay más aciertos que errores en este gobierno. Pero finalmente será la gente la que decida".

Para Rosario Padilla, de 61 años, su experiencia fue totalmente diferente en los años de gobierno de Evo.

"Durante mucho tiempo yo tuve una muy buena carrera como docente. Pero mi crecimiento profesional quedó trabado cuando me negué a afiliarme al partido del gobierno, el MAS", recordó a LA NACION.

La experiencia de Padilla convirtió a su hijo Yerko, estudiante de Derecho, en uno de los líderes de la campaña "Bolivia dice no", en rechazo a la reelección. Esa militancia le significó al joven un arresto en noviembre de 2017, en el que se le atribuyeron cargos por asociación delictiva, que luego fueron levantados. También varios líderes políticos, incluido el propio Mesa, denunciaron reiteradamente la persecución de sus simpatizantes.

"Después del arresto de mi hijo, sigo recibiendo llamadas de amenaza a mi teléfono. Vivo preocupada por cada cosa que dice y publica en Facebook", dijo Padilla.

Yerko es hoy candidato a diputado por el partido liderado por el senador opositor Oscar Ortiz.

Padilla concluyó: "Evo representa lo mismo que vino a cambiar: el continuismo, la eternización en el poder. Y cuando alguien permanece mucho tiempo en el gobierno termina usando todo a su favor para beneficiar a los que lo apoyan y perseguir a quienes se le oponen. Por eso necesitamos un cambio".

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.