Fuertes combates impiden acceder al sitio donde cayó el vuelo MH17

A casi dos semanas del accidente, la intensidad de los choques entre las fuerzas prorrusas y el ejército ucraniano no permite el ingreso de investigadores en la zona
(0)
28 de julio de 2014  

DONETSK.- A casi dos semanas de la muerte de las 298 personas que viajaban a bordo del avión de Malaysia Airlines que se estrelló en el este de Ucrania, supuestamente derribado por un misil, las labores de inspección en el sitio siguen sin poder realizarse por los fuertes combates entre el ejército ucraniano y los rebeldes prorrusos en la zona donde se produjo el accidente.

Los nuevos combates entre los bandos llevaron a Australia y Holanda a cancelar las misiones que tenían previsto enviar al área.

Luego de la reunión de urgencia convocada por su gabinete, el jefe de gobierno holandés, Mark Rutte, dijo que sería demasiado arriesgado enviar una misión militar que colabore en las tareas de investigación.

En un primer momento, el gobierno de Holanda, país que sufrió la mayor cantidad de víctimas (194) con la caída del vuelo MH17, había propuesto respaldar las labores de los forenses a través de una misión militar. Sin embargo, de momento esta participación fue suspendida.

El gobierno ucraniano reconoció que sus tropas están intentando conquistar el lugar del accidente, controlado por los prorrusos, con el objetivo de garantizar el acceso seguro a los expertos internacionales, dijo un vocero del Consejo de Seguridad Nacional en Kiev.

Ayer por la mañana, el primer ministro malasio, Najib Razak, dijo haber logrado un acuerdo con los separatistas ucranianos para permitir el acceso, según lo acordado con el líder separatista Alexander Borodai, a quien Razak convenció de que le entregara las cajas negras del avión.

"Espero que este acuerdo garantice la seguridad en el terreno para que los investigadores puedan realizar su trabajo", señaló.

Sin embargo, los resultados del acuerdo aún no se han visto sobre el terreno.

El primer ministro australiano, Tony Abbott, había anunciado el desplazamiento del primer contingente no armado de la policía federal, pero esa incursión también quedó en suspenso.

Mientras tanto, anteayer las fuerzas militares de Ucrania avanzaron hasta los suburbios de Horlikva, un pueblo clave al norte de Donetsk, en un intento de recuperar el control de este bastión controlado desde hace meses por los rebeldes prorrusos.

El avance sucede mientras las tropas ucranianas parecen haber cobrado fuerza al recuperar el control de territorios en manos de rebeldes. Pero Rusia también parece estar más involucrada en los combates, al tiempo que Estados Unidos y Ucrania acusan a Moscú de entregar artillería pesada a los insurgentes.

Por su parte, el Ministerio de Exterior ruso rechazó tales acusaciones y dijo que Estados Unidos busca efectuar "una campaña de calumnias contra Rusia en la que recurre cada vez más a mentiras descaradas".

Agencias AP y DPA

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.