srcset

Asia

La mafia de los rescates en el monte Everest

(0)
5 de septiembre de 2018  • 11:36

KATMANDÚ.- Cuando Geoffrey Chang, un trekker australiano que descendía al campamento base del Monte Everest, se despertó con dolor en el pecho, su guía nepalés lo presionó inmediatamente para hacer una evacuación médica, bajo el argumento de que sufría un serio caso de mal de altura.

Pero la mañana siguiente Chang ya se sentía mejor y sus niveles de oxígeno eran aceptables. Su compañera de viaje, Michelle Tjondro, le preguntó al guía si podían descansar un día o bajar igual que lo hacían otros con los mismos síntomas. Ahí fue cuando las alertas rojas empezaron a acumularse.

El guía desestimó esos pedidos, y continuó insistiendo en hacer una costosa evacuación en helicóptero. Más tarde, en un hospital destinado a extranjeros en Katmandú, el pasaporte de Chang fue confiscado por varios días, según relató, y a la hora de hacer las cuentas el médico le dijo que sus síntomas debían ser exagerados para que el seguro pagara su internación.

Geoffrey Chang, durante su caminata en el Everest, en 2016
Geoffrey Chang, durante su caminata en el Everest, en 2016 Crédito: Lauren DeCicca/The New York Times

Chang y Tjondro, y la compañía de seguros que contrataron, parecen ser el blanco de un tipo de estafa que ha sacudido a la industria turística de Nepal.

El gobierno nepalés y las compañías que aseguran a los escaladores describen una ola de fraudes en la que los operadores de turismo del Monte Everest, los guías, las compañías de evacuación por helicóptero y los hospitales están conspirando para engañar a las aseguradoras al promover rescates innecesarios y exagerar los síntomas médicos. Funcionarios dicen que hasta junio ya habían detectado millones de dólares de potenciales fraudes de este tipo.

Trekkers evacuados del Everest se suben a una ambulancia
Trekkers evacuados del Everest se suben a una ambulancia Crédito: Lauren DeCicca/The New York Times

Los guías ganan cuantiosas comisiones de los operadores de trekking de mala fama por activar evacuaciones de emergencia en casos de mal agudo de montaña u otras dolencias, y disuaden a los trekkers de ponerse en contacto con médicos o intentar medidas menos drásticas. En algunos casos, dicen, montañistas sanos han aceptado ser rescatados a cambio de hacer gratis el trayecto.

Las compañías de helicópteros inflan los precios de los rescates y los hospitales hacen lo mismo con sus servicios. Algunas compañías de trekking, que actúan como brokers y se quedan con un porcentaje de la comisión por rescate, ganan más por las evacuaciones que por el servicio de trekking que ofrecen, afirman funcionarios. De esta manera, el margen que le sacan a cada cliente es de miles de dólares, cuando por un servicio básico ganan cientos.

Una vista del Himalaya
Una vista del Himalaya Crédito: Lauren DeCicca/The New York Times

El gobierno de Nepal anunció la semana pasada un nuevo programa para monitorear el fraude. El ministro de Turismo, Rabindra Adhikari, dijo que se diseñaron nuevos procedimientos para las evacuaciones médicas, y que los hospitales y todas las compañías involucradas en el rescate deben presentar facturas al ministerio y demostrar que son "genuinas".

Los funcionarios de Nepal también están investigando casos de guías que enfermaron a sus clientes con comida en mal estado para forzar una evacuación.

Un helicóptero de rescate en el aeropuerto de Lukla
Un helicóptero de rescate en el aeropuerto de Lukla Crédito: Lauren DeCicca/The New York Times

Phil Sylvester, vocero de World Nomads, una popular aseguradora con clientes en todo el mundo, dijo que la cantidad de rescates innecesarios estaba creciendo y dio un ejemplo reciente de un turista que fue evacuado en helicóptero por un dolor de oídos. "Personalmente vi entre 200 y 250 evacuaciones sospechosas", relató Sylvester. "Cada una cuesta entre 6000 y 10.000 dólares, suman mucha plata".

El problema es lo suficientemente grande como para que World Nomads armara una lista negra de compañías de helicópteros y hospitales sospechosos de fraude.

Uno de los hospitales adonde llevan rescatados, en Katmandú
Uno de los hospitales adonde llevan rescatados, en Katmandú Crédito: Lauren DeCicca/The New York Times

Nepal es un país pobre, enclavado entre la India y China, donde cada año miles de visitantes se embarcan en caminatas de varios días para ver las cumbres más altas del planeta. Conscientes del riesgo asociado a la altura, muchos viajeros contratan seguros por cientos de dólares, incluyendo planes que incluyen rescates en helicópteros.

Hay una docena de compañías en el centro del fraude. El escenario típico es que un guía se aprovecha de la inexperiencia del trekker y lo presiona para regresar en helicóptero a la primera señal de un problema de salud. Son disuadidos de explorar otras opciones, como tomar medicamentos para el mal de altura, ir a clínicas a lo largo de la ruta o simplemente descender algunos metros, una solución que funciona en muchos casos.

Trekkers en el aeropuerto de Lukla, Nepal, antes de emprender su caminata hacia el campamento base del Everest
Trekkers en el aeropuerto de Lukla, Nepal, antes de emprender su caminata hacia el campamento base del Everest Crédito: Lauren DeCicca/The New York Times

The New York Times

Kai Schultz

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.