La muerte de Breonna Taylor, la otra historia detrás de las protestas antirracistas en Estados Unidos

La mujer de 26 años fue asesinada en marzo por tres policías blancos
La mujer de 26 años fue asesinada en marzo por tres policías blancos Fuente: Archivo - Crédito: AFP
(0)
29 de julio de 2020  • 11:17

Su caso incluso es anterior. Es de marzo. En medio de la ola de protestas contra el racismo que avanza en los Estados Unidos por la muerte del afroamericano George Floyd a manos de un policía blanco el 25 de mayo, el nombre de Breonna Taylor cada vez suena con más fuerza. En las calles, en los medios de comunicación, en las redes sociales, en las cuentas de las celebridades. El pedido es de justicia por otra vida de una persona negra arrebatada por policías blancos.

Taylor era una enfermera de 26 años que fue asesinada con ocho balas por tres policías blancos irrumpieron en su departamento en Louisville, Kentucky, el 13 de marzo, en el marco de un pedido de captura de un sospechoso que ya no vivía en el edificio y que estaba detenido. Y ahora su nombre, meses después, se hizo símbolo con el reclamo "Say her name", parte de un movimiento antirracista pero también de género, que reclama recordar a las mujeres negras que no llamaron la misma atención que otros casos.

De acuerdo con la versión más sólida de su caso, reproducida por la cadena BBC, esta estadounidense estaba en su cama, junto a su novio, cuando ingresaron los agentes a su departamento pasada la medianoche. Entraron a la fuerza con la excusa de realizar un allanamiento como parte de una investigación por narcotráfico puerta por puerta, lo que les permite no dar previo aviso.

Entonces al oír ruidos Taylor gritó "¿quién es?", los dos se apuraron para vestirse, en ese momento su pareja, Kenneth Walker, tomó su arma de fuego, para la cual tenía licencia, porque entendió que querían robarles y disparó en defensa propia, según explica su abogado en la causa que se abrió a los oficiales por homicidio culposo.

"Ella estaba gritando a todo pulmón y yo también en este momento. Pero no había respuesta. Nada. Así que solo dejé salir un tiro. Todavía no podía ver quién era ni nada", declaró Walker y afirmó que por el golpe de la Policía las bisagras de la puerta salieron volando.

Por su parte, los oficiales dijeron que abrieron fuego para devolver los disparos del hombre, que hirieron a un agente en el incidente. Uno de ellos declaró haber visto un arma y por ello comenzar a tirar. Recordó haber gatillado al menos seis veces. Pero la versión de Walker es otra. Hace un mes se conoció una grabación de su llamado al 911 luego del episodio en que se lo escucha decir: "Alguien pateó la puerta y le disparó a mi novia".

Los tres policías involucrados en la muerte están suspendidos
Los tres policías involucrados en la muerte están suspendidos

Walker salió ileso del incidente pero Taylor ya estaba en el piso y sangraba mucho. Minutos después llegaron varias patrullas y salió a la calle con las manos en alto. Ya sabía que su novia estaba muerta. Los oficiales se lo llevaron detenido por intento de asesinato y la falta del uso de las cámaras corporales por parte de los policías que entraron a la casa dificultó y sigue dificultando la aclaración de los hechos. Estuvo preso por seis días.

Y por más que en un principio el caso llamó la atención de los medios del estado, días después perdió interés. Hasta que en mayo el asesinato de Floyd volvió a poner el tema en agenda y provocó que la familia de Taylor presentara una demanda y denunciara a los miembros de la fuerza de seguridad por homicidio culposo, fuerza excesiva y negligencia grave, respaldados en que en el departamento no pudieron hallar nada que los incriminase y que según declararon estaban buscando a un sospechoso (el vendedor de crack llamado Jamarcus Glover) que no tenía vínculos con la mujer, que ya estaba preso y que ni siquiera vivía en ese complejo.

Por el momento, los policías Jonathan Mattingly, Brett Hankison y Myles Cosgrove quedaron suspendidos.

Desigualdad

Breonna Taylor es la cara de la injusticia social, racial y de género en el país, por eso también acompaña las pancartas en todas las marchas.

Entre muchas desigualdades, las manifestaciones también denuncian que las mujeres negras tienen tres veces más probabilidades de morir en el embarazo que las mujeres blancas, y que ganan 61 centavos por cada dólar ganado por los hombres blancos.

Conforme a los criterios de

Más información
ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.