Las bolsas caen en el mundo por el "no" en Grecia, pero no se desploman

Los mercados reaccionaron negativamente ante el resultado en el referéndum, contrario a las medidas de austeridad que exigen la UE y el FMI, pero el efecto fue moderado por la renuncia de Varoufakis
(0)
6 de julio de 2015  • 08:19

LONDRES.- Las principales bolsas europeas arrancaron esta semana en baja tras el rotundo "no" en el referéndum en Grecia sobre un acuerdo con los acreedores internacionales, aunque con una caída moderada por la renuncia del ministro de Finanzas, Yanis Varoufakis.

El Dax de la Bolsa de Fráncfort comenzó a operar con una caída del 2,1 por ciento, un dato considerablemente mejor que el desplome del 3,78 por ciento con el que abrió el lunes pasado.

También el Ibex de Madrid cayó un 2,33 por ciento hasta los 10.528,6 puntos, con la prima de riesgo española repuntando más de 15 puntos y superando los 160. El MIB de Milán cedió un 2,34 y la prima de riesgo italiana subió en torno a 20 puntos.

El resto de plazas se movieron en ese entorno: el CAC de París retrocedió un 2,02 por ciento, el FTSE londinense un 1,16 y el índice europeo EuroStoxx un 2,09. También el euro evitó derrumbes y se cotizó a 1,1052 dólares, sólo medio céntimo menos que el viernes.

Tras el rechazo de los griegos a las medidas de austeridad, los bancos eran los más afectados: los prestamistas italianos, entre ellos Unicredit, retrocedían entre un 3 y un 4 por ciento, mientras que el portugués Banco Comercial Portugues restaba un 3 por ciento.

Los analistas apuntaron que la sorpresiva renuncia del ministro de Finanzas griego, Yanis Varoufakis, pudo tranquilizar a los mercados. Sobre todo la cotización del euro se recuperó después de que el ministro anunciara a primera hora su dimisión.

Los inversores esperan ahora los próximos pasos de los acreedores internacionales de Grecia y viceversa: el Eurogrupo ya exigió a Atenas que presente "nuevas propuestas" a la mesa de negociación antes de la reunión extraordinaria de mañana.

Hacia las 14.30 en Tokio (2.30 en la Argentina), la moneda única europea valía 1,1088 dólares, contra los 1,1027 dólares previos al anuncio. Minutos después, sin embargo, volvía a caer a 1,1056 dólares. El euro había descendido hasta los 1,0963 dólares justo después del anuncio de los resultados del escrutinio.

Mientras, el nerviosismo se dejó sentir también las plazas de Asia. El índice de Tokio Nikkei 225 cerró con una caída del 2,3 por ciento. La mayoría de Bolsas de la región cayeron con excepción de Shanghai, que recuperó parte de sus fuertes pérdidas recientes.

Agencias Reuters y DPA

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.