Ayer falleció el cómico César Bertrand

Se hizo muy popular por su participación en los ciclos de Alberto Olmedo, así como en numerosas obras y films
Se hizo muy popular por su participación en los ciclos de Alberto Olmedo, así como en numerosas obras y films
Pablo Gorlero
(0)
12 de enero de 2008  

César Bertrand, reconocido actor cómico, falleció ayer por la mañana, a los 73 años, informó la Asociación Argentina de Actores. Sus restos serán inhumados hoy, a las 11, en el Panteón de Actores del Cementerio de la Chacarita.

* * *

Haber hecho reír a cinco generaciones ubica a César Bertrand en un lugar de privilegio en el universo de los cómicos. Hace tiempo que estaba retirado de la carrera artística por voluntad propia. Nació en 1934 y fue uno de los actores de reparto más convocados en las décadas del 70 y 80, en ciclos televisivos de humor, así como en cine y teatro de revistas.

En teatro trabajó en la comedia Una extraña pareja (1966), dirigida por Román Viñoly Barreto; en el musical La dama del Maxim s (1967); y en La rueda de los inútiles (1968). El biógrafo Jorge Nielsen recuerda que participó en numerosos títulos de la revista porteña y la comedia picaresca, entre 1977 y 1984, entre los que se recuerdan El bicho tiene la culpa, El negro no puede y Eramos tan pobres, junto a Alberto Olmedo. Pero ya en los años 90 fue convocado por directores de diversos ámbitos, como Alberto Ure, Alfredo Zemma o Javier Portales, para hacer obras como El clú, Por amor al Arlt, En familia y La importancia de ser ladrón . Es en el ámbito teatral donde se movió más cómodo durante los años 90.

En TV está íntimamente ligado a los programas de Gerardo y Hugo Sofovich. Comenzó en 1970, con El ojal ; luego trabajó en Operación Ja Ja ; y desde 1981, hasta la muerte de Alberto Olmedo, participó en No toca botón , "con personajes como el jefe de policía de Costa Pobre, el paciente amanerado del psicólogo, que se dormía ante sus confesiones e inevitablemente lo despedía con una palmadita en el trasero, y el compañero de oficina de Pérez, en el sketch «Eramos tan pobres». Sin llegar a los niveles de Javier Portales, fue un eficaz complemento en eso de improvisar y seguirle el juego al rosarino, habitualmente desde su imagen de muchacho porteño, calavera y buen bebedor", recuerda Nielsen, autor del libro La magia de la televisión . Anteriormente, en 1972, había trabajado en la tira Malevo , y a principios de los 90, en Shopping Center y Shopping Center 2 .

Su labor en el cine fue prolífica y llegó a filmar cuatro películas cómicas en un año. Comenzó con Libertad bajo palabra , en 1961, de Alfredo Bettanín, junto a Ubaldo Martínez, Lautaro Murúa y Enrique Fava, entre otros. Y continuó con títulos vinculados al humor como Basta de mujeres (1977), Fotógrafo de señoras (1978), Expertos en pinchazos (1979), Las muñecas hacen pum (1979), La noche viene movida (1980), Así no hay cama que aguante (1980), A los cirujanos se les va la mano (1980), Departamento compartido (1980), Te rompo el rating (1981), Las mujeres son cosas de guapos (1981), El manosanta está cargado (1987) y La herencia del tío Pepe (1998).

Estuvo casado con María Rosa Fugazot, y el hijo de ambos, René Bertrand, hoy sigue sus pasos.

MÁS LEÍDAS DE Espectaculos

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.