Jennifer Jones: el adiós a una gran estrella

Ganó el Oscar por su labor en Bernadette
(0)
18 de diciembre de 2009  

Jennifer Jones, gran figura del cine de Hollywood en las décadas de 1940 y 1950, falleció a los 90 años en su residencia de Malibú. Si bien no alcanzó la popularidad y el reconocimiento masivo de otras grandes estrellas de su tiempo como Bette Davis, Katharine Hepburn e Ingrid Bergman, logró a partir de méritos indiscutibles -ductilidad interpretativa, sugestión, vitalidad, un rostro bello y expresivo- ganarse un lugar de privilegio entre las grandes figuras femeninas del Hollywood dorado.

El encuentro con el poderoso productor David O. Selznick cambió su vida para siempre: dejó atrás su apellido real (nació como Philys Lee Isley el 2 de marzo de 1919, en Tulsa) y rebautizada por Selznick como Jennifer Jones, resultó elegida entre cientos de aspirantes para protagonizar Bernadette , la más popular y exitosa adaptación al cine del milagro de la pastora de Lourdes. Con ese film ganó el Oscar a la mejor actriz. Más tarde, algunos de sus mejores trabajos le dieron otras cuatro nominaciones: Desde que te fuiste , Duelo al sol , Cartas a mi amada y Angustia de un querer .

Fragmento de Bernadette

De la mano de grandes directores (de Henry King y William Dieterle a Ernst Lubitsch y Vittorio de Sica) desarrolló una extensa carrera caracterizada por los dramas cargados de intriga y pasión: Adiós a las armas , Pasiones turbulentas , El retrato de Jennie e Indiscreción de una esposa fueron algunos de los títulos más celebrados de una carrera que se cerró en 1974 con Infierno en la torre .

"Me ha pasado de todo: lo mejor y lo peor que puede sucederle a un ser humano", dijo en una ocasión. Afrontó sucesivamente el suicidio de su primer esposo (Robert Walker) y de la hija que tuvo con Selznick, y en 1967 sobrevivió de milagro a un tremendo y nunca aclarado accidente de tránsito. En su momento llegó a decirse que quiso quitarse la vida de ese modo.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Espectaculos

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.