Después del triste superclásico, Julio Bocca quiso jugársela en el G20

El mayor embajador argentino de la danza se sumó a Argentum para "mostrar a las comitivas del mundo en el país lo rico en cultura que somos"
El mayor embajador argentino de la danza se sumó a Argentum para "mostrar a las comitivas del mundo en el país lo rico en cultura que somos"
Constanza Bertolini
(0)
2 de diciembre de 2018  • 13:50

Dice que tras la imagen "desilusionante" que dejó el River-Boca, había que demostrar que "la Argentina, cuando quiere, hace cosas maravillosas" y que "ojalá los políticos aprendieran que hay que unir y no dividir para crecer y aprender". Julio Bocca está ahora Houston, adonde lo llevaron sus compromisos de maestro de importantes compañías de ballet, pero todavía paladea su breve regreso a los escenarios el viernes pasado, con un chamamé con experiencia y emoción, por la gala del G20 en el Teatro Colón .

"Me sentí muy bien, había una linda energía entre todos, desde lo niños hasta los más viejos, como yo", bromea. "La Argentina que tenemos que mostrar, de cultura, de belleza, de cosas increíbles no solamente está en lo que la naturaleza, sino en la diversidad de personas".

La breve actuación de Bocca en el efectista show Argentum, por distintos factores, hizo la diferencia. Estaba todo servido para que pudiera ocurrir: " Me llamo Ricky (Pashkus) para ver si quería participar y me gustó la idea. Justo estaría en Buenos Aires antes de salir de viaje a Estados Unidos, entonces se dio todo. Lo de Boca y River me dio fuerzas y ganas de que las comitivas del mundo que estarían en mi país vieran lo rico en cultura que somos".

A favor de que diera el sí a esta convocatoria para bailar en el G20 está que los espectáculos cortos y ágiles son sus favoritos. No hay que olvidarse, tampoco, que llevar la danza al gran público y ponerle calidad a lo popular fue una bandera de su carrera.

Después de su despedida como bailarín en 2007 y de realizar una rutilante gestión como director del Ballet Nacional del Sodre, en Montevideo, Uruguay, país donde reside, actualmente Bocca continúa su trabajo en la danza como repositor y maestro en diferentes compañías de ballet del mundo. Aún sigue siendo un gran embajador argentino. Del mismo modo que a comienzos de este año montó en el Colón la obra El Corsario, en estos días trabaja en remontar El cascanueces y Coppelia, en Houston, y luego llegarán las merecidas vacaciones después de un año de muchos viajes. También 2019 será agitado en compromisos internacionales, trabajando como maestro en grandes escuelas y compañías. "Confían en mi criterio y experiencia", él bien lo sabe.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.