La "carta blanca" del canadiense Denis Côté

El director, miembro del jurado de la Competencia Oficial, programó cuatro de sus films favoritos
El director, miembro del jurado de la Competencia Oficial, programó cuatro de sus films favoritos
Diego Batlle
(0)
25 de abril de 2017  

Uno de los principales placeres cinéfilos que regalan muchos festivales es la denominada "carta blanca" ¿De qué se trata? De invitar a un director, actor o programador para que elija algunas de sus películas favoritas. Pedro Almodóvar y Quentin Tarantino, por ejemplo, han participado en distintas muestras con sus selecciones personales. El Bafici se suma a la tendencia y tiene este año una "carta blanca" de lujo. El notable realizador canadiense Denis Côté, que ha traído a Buenos Aires films propios como Les États nordiques (2005), Nos vies privées (2008), Elle veut le chaos (2009), Carcasses (2010), Curling (2011), Bestiaire (2012) y Boris sans Béatrice (2016), integra el jurado oficial de la Competencia Internacional, pero además escogió y presenta cuatro títulos que lo influyeron en su carrera y en su vida.

La "carta blanca" de Côté arranca -por orden cronológico- por À tout prendre (1963), clásico de clásicos del cine canadiense filmado y protagonizado por Claude Jutra. Se trata de un retrato generacional de una modernidad a prueba del paso del tiempo, sobre la bohemia juvenil de Quebec de principios de la década de 1960 con relaciones interraciales y conflictos de identidad sexual (hoy, a las 21.15, en el Village Caballito 8).

The Cremator, del checo Juraj Herz
The Cremator, del checo Juraj Herz Crédito: BAFICI

El viaje cinéfilo que propone el prolífico director canadiense continúa con The Cremator (1969), de Juraj Herz, un director de la Nueva Ola Checa de los 60 que quizá quedó relegado detrás de rutilantes figuras como Milos Forman, Jan Némec o Jiri Menzel, pero que consiguió aquí una comedia deforme y fascinante a la vez ambientada en un crematorio de los años 30 (hoy, a las 16.15, en el Village Recoleta 2).

Côté admite que Lo importante es amar (1975), de Andrzej Zulawski, fue durante muchos años su película favorita de todos los tiempos y que la vio en decenas de oportunidades. Romy Schneider y Jacques Dutronc protagonizaron este film sobre un fotógrafo obsesionado por una actriz de producciones eróticas (el jueves, a las 20.15, y el viernes, a las 15.15, ambas en el Village Recoleta 2).

La invitación de Côté se cierra con otro título clave del cine francocanadiense: Un zoo la nuit (1987), de Jean-Claude Lanzon ( Léolo), un realizador que murió a los 43 años en un accidente de avioneta, pero que llegó a generar una enorme controversia con esta historia sobre los intentos de reconciliación entre un padre y su hijo en una Montreal hostil (el sábado, a las 14.15, en el San Martín 2). Éstas son, entonces, las cuatro cartas que juega Côté en una selección que es uno de los hallazgos de este año.

MÁS LEÍDAS DE Espectaculos

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.