Camping: el regreso de Lena Dunham no es tan bueno como esperábamos

Paula Vázquez Prieto
(0)
12 de noviembre de 2018  • 12:34

Camping (Estados Unidos, 2018). Creadoras: Lena Dunham y Jenni Konner. Elenco: Jennifer Garner, David Tennant, Juliette Lewis, Ione Skye, Chris Sullivan, Arturo del Puerto, Janicza Bravo, Brett Gelman y Cheyenne Haynes. Disponible: a partir del domingo 11 de noviembre por HBO y HBOGo. Nuestra opinión: regular.

Lena Dunham se hizo esperar desde el final de Girls y la verdad es que parte de ese universo tan querible de diálogos afilados, situaciones incómodas y amistades imposibles se filtra de a ratos en Camping, la nueva serie para HBO que comanda junto a Jenni Konner. El problema es que el resto del tiempo se hunde en el caos y la abulia de personajes que comparten tiempo y espacio sin que la narrativa nunca lo justifique. Que varias parejas decidan pasar juntos un fin de semana largo en el campo para celebrar el cumpleaños de uno de ellos nunca trasciende la premisa de guion. Nada en la dinámica del grupo, en los vínculos que autorizan el descanso compartido, en las afinidades y enemistades que se entretejen entre ellos, tiene sentido más que en la decisión de sus creadoras de concebirlo de esa manera. Todos los excursionistas son apenas arquetipos humanizados con anécdotas sueltas y estridentes interpretaciones, que transforman un intento de sátira en un derrotero de traspiés apenas salpicado con algún chiste efectivo.

Es una pena que en este regreso de Duhnam a HBO sea Jennifer Garner , también en busca de cierta revancha personal luego de agridulces fracasos, la que resulte el rostro de este fallido experimento. Su interpretación lisérgica de un ama de casa dictatorial, cultora obsesiva de Instagram y consumida por un dolor crónico y recientes operaciones –aquí Dunhman convierte sucesos autobiográficos en materia de comedia ácida- nunca resulta más que una acumulación de actos aislados, condensados en la fachada de un personaje cuya hostilidad permanente nunca resulta divertida. Ni siquiera termina de conseguir el mejor contrapunto con Juliette Lewis , la amante imprevista de uno de los amigos invitados al camping. Lewis funciona mejor como mujer desprejuiciada y amante de la transgresión en interacción con otros personajes, porque en esos intercambios la ambigüedad de su comportamiento –como ante la fallida propuesta de matrimonio- coquetea con la autoconciencia de la pose.

Trailer de

01:34
Video

Si bien la serie consigue momentos logrados –la aparición de Busy Philipps y Nicole Ricchie en el camping depara una de las escenas más divertidas-, hay algo en el tono que no funciona. La sitcom británica del mismo título en la que está basada conseguía hacer divertida la mezquindad de sus criaturas bajo el amparo de la sátira más radical, convirtiendo ese distanciamiento casi caricaturesco en el gesto necesario para el humor. Dunham y Konner fuerzan a sus personajes a ser metáforas de una sociedad que al perder el marco civilizado desata su salvajismo interno y en esa ambición los desdibujan. Y prueban que algunos chistes logrados e ingeniosos no alcanzan para hacer una buena serie.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Espectaculos

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.