Sol Fernández. Conocé a la hija artista de Virginia Elizalde

En un rincón de su casa de Nordelta, Virginia Elizalde posa con su hija menor, Sol Fernández, fruto de su matrimonio con Eduardo "Coco" Fernández, gerente de Producción de Artear.
En un rincón de su casa de Nordelta, Virginia Elizalde posa con su hija menor, Sol Fernández, fruto de su matrimonio con Eduardo "Coco" Fernández, gerente de Producción de Artear. Fuente: HOLA - Crédito: Matias Salgado
Jacqueline Isola
(0)
20 de diciembre de 2019  • 17:16

Lleva en su ADN la pasión por el deporte. Alentada por sus padres, Eduardo "Coco" Fernández (54) y Virginia Elizalde (63), Sol (22) empezó a entrenar hace tres años para correr junto a su mamá las carreras de alta montaña que se disputan en el Aconcagua o en los cerros de Bariloche y de San Martín de los Andes.

Sin embargo, un día cualquiera, un lápiz negro y un cuaderno borrador despertaron en ella un talento escondido. "Comenzó como una manera de desconectarme y calmar los nervios de los exámenes y la facultad; como para distraerme un poco", explica Sol, que estudia Diseño Industrial y cuyos retratos en lápiz conquistaron un lugar en la primera edición de la exhibición colectiva de artistas emergentes "Mostranos tu arte", organizada en marzo pasado en la galería de Canal (á) en el Museo Benito Quinquela Martín.

Sol termina uno de los retratos que hace en su tiempo libre.
Sol termina uno de los retratos que hace en su tiempo libre. Fuente: HOLA - Crédito: Matias Salgado

-¿Soñás con ser artista?

-[Lo piensa un rato]. Esto nació como una necesidad de desconectarme. Hoy siento que este es mi lugar de placer. Si lo convierto en una profesión, creo que ya no va a ser lo mismo, no me va a generar ese mismo placer.

-Antes de dibujar, ¿cuál era tu mayor fantasía?

-En realidad, yo estudié tres años de Ingeniería Mecánica, quería meterme en la industria automotriz. Me encantan los autos. Y con mamá vemos Fórmula 1 todos los domingos. Y tengo mis favoritos: Louis Hamilton y últimamente estoy muy enganchada con Charles Leclerc.

-¿Te acordás de tu primer retrato?

-Sí, tomé una foto que tenía del actor de la serie Green Arrow, Stephen Amell, y con los lápices en dos horas hice el retrato. A papá le encantó y se lo llevó para colgar en la oficina.

-¿Te animaste a probar otras técnicas?

-Empecé a probar con diseños digitales. Hace poco hice un retrato de la cantante Madison Beer, la subí a mi cuenta de Instagram y la etiqueté. Al poco tiempo su agencia se contactó conmigo y publicaron mi dibujo en su cuenta oficial. Eso me pareció increíble.

-¿Qué es lo que primero te llama la atención de un rostro cuando dibujás?

-Los ojos. No puedo hacer otra cosa que fijarme en ellos. Siempre tienen algo para decir.

Su dibujo de un hombre anciano que realizó en un viaje a Avon, Colorado
Su dibujo de un hombre anciano que realizó en un viaje a Avon, Colorado Fuente: HOLA

Su primer dibujo nació de una foto de su actor favorito de Green Arrow, Stephen Amell.
Su primer dibujo nació de una foto de su actor favorito de Green Arrow, Stephen Amell. Fuente: HOLA

Mientras estudia Diseño Industrial, dibuja retratos en óleo y lápiz
Mientras estudia Diseño Industrial, dibuja retratos en óleo y lápiz Fuente: HOLA - Crédito: Matias Salgado

"Esto nació como una necesidad de desconectarme. Hoy siento que este es mi lugar de placer. Si lo convierto en una profesión, creo que ya no va a ser lo mismo, no me va a generar ese mismo placer", admitió
"Esto nació como una necesidad de desconectarme. Hoy siento que este es mi lugar de placer. Si lo convierto en una profesión, creo que ya no va a ser lo mismo, no me va a generar ese mismo placer", admitió Fuente: HOLA - Crédito: Matias Salgado

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Espectaculos

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.