Córdoba, tierra de clowns, luego de Piñón Fijo, desembarca Cooky Galleta

La talentosa Cooky Galleta
La talentosa Cooky Galleta Crédito: Alejandro Palacios
El derecho de jugar es el mensaje principal que transmite esta payasa de Río Cuarto, que también toca cuatro instrumentos
Pablo Gorlero
(0)
7 de diciembre de 2019  

El arribo de Piñón Fijo a Buenos Aires desde Córdoba, en 2000, marcó un antes y un después en la manera de hacer televisión infantil. Lo mismo ocurrió con sus shows. Su forma de comunicarse con los chicos, sus canciones, su imagen "verdadera" a pesar del maquillaje y la ropa de payaso, además de su talento para la música lo convirtieron en un ícono en el mundo infantil. Parece que Córdoba es una usina de clowns ya que desde hace tiempo y con mayor continuidad visita Buenos Aires la talentosa payasa Cooky Galleta, quien hoy hará una función en el teatro Astral.

Muy famosa en su Córdoba natal cierra el año con todos sus fans en el Teatro Astral. Nacida en Río Cuarto, ganadora de una Estrella de Mar en 2012 ahora presenta su Show Super Copado.

La multifacética Cooky es, además, concertista de piano, lleva editados 4 discos con música de su autoría y toca varios instrumentos: entre ellos, la guitarra, la batería y el ukelele.

Fue convocada a audicionar para el Cirque du Soleil en Las Vegas y participa en varios festivales internacionales de circo mientras trabaja por los derechos del niño en la Argentina. A su vez, Cooky, próximamente, lanzará un video para concientizar sobre el "Derecho a jugar", tema que resulta central en su espectáculo, donde el personaje, una nena de 5 años, sueña a que juega, y en su juego imagina un circo, que con la ayuda de todos los presentes, se hace realidad. "El público infantil es el más difícil y yo siempre trato de estar a la altura de las circunstancias. Pero más que una preocupación es un desafío pensar en una nueva función. Mi trabajo está dirigido a toda la familia y siempre el mensaje final es el mismo: respetar el derecho a jugar, generar ese espacio y ponerlo en práctica", sostiene la payasa.

-¿Cuándo decidiste que querías ser payasa?

-Cuando tenia 5 años mi familia me preguntó qué iba a ser cuando sea grande y respondí: payasa de circo. Todos se rieron y acá estoy. De todas maneras, tomé esa decisión mucho tiempo después. Tuve la oportunidad de trabajar en el circo de los hermanos Servian y, después de esa experiencia, la decisión iba tomando más fuerzas, hasta que un día me soñé pintada y ahí me largué con todo para ser Cooky Galleta.

-¿Se complica mantener la atención del niño en estos tiempos de tablets y celulares?

-Los tiempos han cambiado mucho pero por más tablets y celulares que haya los niños son niños y cuando uno les propone el juego y la participación del mismo, seguimos ganando los payasos.

Cooky Galleta

  • Hoy, a las 15.30.
  • Astral, Corrientes 1639
  • Entradas, desde 400 pesos.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Espectaculos

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.