Caso Siemens: denuncian al consejero que benefició al juez Ariel Lijo

Alberto Lugones, cuya hija trabaja en el juzgado de Lijo, desestimó una denuncia contra el magistrado y ahora su desempeño fue cuestionado
Alberto Lugones, cuya hija trabaja en el juzgado de Lijo, desestimó una denuncia contra el magistrado y ahora su desempeño fue cuestionado Fuente: Archivo - Crédito: Silvana Colombo / LA NACION
(0)
26 de noviembre de 2019  • 11:34

El consejero Alberto Lugones, juez de la Cámara Federal de San Martín, fue denunciado ayer por mal desempeño ante el Consejo de la Magistratura después de haber impulsado la desestimación de una acusación contra el juez Ariel Lijo por el caso Siemens. La denuncia contra Lugones está fundada en que el consejero instruyó la investigación a pesar de que su hija trabaja para el juez Lijo, a quien él debía investigar.

Los diputados Juan López y Paula Oliveto, que habían realizado la denuncia original contra Lijo, acusaron a Lugones al entender que el consejero "debió haberse excusado de intervenir" en el caso. Y agregaron que este camarista incurrió en "parcialidad manifiesta", así como "negligencia grave en el cumplimiento de sus deberes" en el Consejo. "A pesar de su encomiable buena fe, Lugones tan solo por ser el padre de una dependiente del doctor Lijo debería haberse excusado", afirmaron.

Que Lijo sea el jefe de mi hija de ninguna manera afecta mi imparcialidad como consejero. Actuaría igual que con cualquier otro juez. Es un absurdo total. No me gusta que duden de mi buena fe
Alberto Lugones (juez de la Cámara Federal de San Martín)

Mercedes Lugones Poggi, de 26 años, fue nombrada en septiembre de 2018 en dicho juzgado con una categoría presupuestaria "equivalente al cargo de prosecretario administrativo", según consta en la resolución 1271/2018 del Poder Judicial de la Nación. El 19 de septiembre pasado -reveló LA NACION- mientras su padre tenía el caso, Lugones Poggi fue ascendida para ocupar el cargo de secretaria letrada en el juzgado de Lijo.

"Es decir, conforme surge de las fechas expresadas, el Dr. Lijo se presentó espontáneamente en el expediente pocos días después de que la hija del consejero informante, Alberto Lugones, que trabaja en su juzgado, haya sido ascendida justamente en dicho juzgado", remarcaron los denunciantes.

Mercedes Lugones Poggi, de 26 años, fue nombrada en septiembre de 2018 en dicho juzgado con una categoría presupuestaria "equivalente al cargo de prosecretario administrativo"

Ante la consulta de este medio, el juez Lugones argumentó: "Que Lijo sea el jefe de mi hija de ninguna manera afecta mi imparcialidad como consejero. Actuaría igual que con cualquier otro juez. Es un absurdo total. No me gusta que duden de mi buena fe". Y aclaró que su hija ingresó a trabajar en el juzgado federal N°4 antes de que él recibiera la acusación contra el magistrado.

El artículo 14 del Reglamento dicta que un consejero deberá excusarse "cuando existan causas que le impongan abstenerse por razones de parcialidad que deberán ser expresamente invocadas". Lugones nunca se excusó en el expediente y, cuatro meses después de recibirlo, propuso la desestimación de la acusación contra Lijo sin pedir prácticamente medidas de prueba.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.