Córdoba: desde la cárcel, un exintendente preso por corrupción buscará mañana volver al poder

Diego Bechis está detenido hace más de un año por dos causas vinculadas a su gestión
Diego Bechis está detenido hace más de un año por dos causas vinculadas a su gestión Fuente: Archivo
Gabriela Origlia
(0)
13 de abril de 2019  • 09:43

CORDOBA.- Los cordobeses que viven en Pilar -un pueblo de 15.000 habitantes, 50 kilómetros al sudeste de la capital provincial- podrían elegir mañana como intendente a un candidato que está preso y que hizo campaña desde la cárcel. Diego Bechis gobernó durante 11 años la ciudad (por tres mandatos) y en octubre último renunció, acorralado por varias causas judiciales. Sin embargo, decidió insistir para volver al poder.

Como no tiene condena firme, puede ser candidato. Está detenido con prisión preventiva por dos causas, la venta supuestamente irregular de un plan de viviendas en Pilar y, además, por la entrega a una persona calificada como de "alto riesgo" por el Banco Central la administración de la construcción de un plan de viviendas. Las acusaciones son defraudación por administración fraudulenta calificada continuada en perjuicio del municipio, abuso de autoridad, estafa y asociación ilícita.

A comienzos de febrero, cuando llevaba un año en prisión, su abogado defensor y apoderado de su partido -Movimiento de Acción por Pilar-, Pablo Olmos, oficializó su candidatura.

Mañana, Bechis votará en la cárcel de Bouwer, donde cumple la prisión preventiva y, si fuera elegido, en su lugar asumirá el primer concejal. Es un caso considerado como de acefalía.

Sus rivales -Leopoldo Grustrump de la UCR; Pedro Botta, de un espacio vecinal; y Gastón Colazo, de Cambiando Pilar- entienden que la candidatura es éticamente reprochable, pero reconocen que no se lo pudo inhabilitar. Lo apoya Rodolfo Rodríguez, actual intendente, quien define a Bechis como el líder "indiscutido" de su sector.

Si en la condena que le impusiera la Justicia Bechis quedara inhabilitado para ejercer cargos públicos, habría que repetir la elección.

Olmos explicó a LA NACION que hacer la campaña fue "bastante difícil" porque para cada entrevista debieron pedir autorización a la Cámara. "Tramitamos ante el Servicio Penitenciario que pudiera tener internet, pero nunca tuvimos respuesta. Ni por sí ni por no. Fue muy duro; las condiciones no son buenas y aunque está sometido a un tratamiento de quimioterapia, ni así le dieron la prisión domiciliaria".

El abogado dijo que a mediados de año podría comenzar el juicio y, a su entender, antes del 10 de diciembre Bechis podría estar en libertad. "Tenemos todas las pruebas para demostrar que los cargos no tienen fundamentos", insistió.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.