Empresarios piden que los candidatos se pongan de acuerdo

Están quienes apuran reuniones con Alberto Fernández, los que piensan que la crisis llevó las cosas al punto de que incluso sería negativo que Mauricio Macri revirtiera la derrota
Están quienes apuran reuniones con Alberto Fernández, los que piensan que la crisis llevó las cosas al punto de que incluso sería negativo que Mauricio Macri revirtiera la derrota
El Foro de Convergencia, que agrupa a 50 cámaras, quiere reunirse con las tres fuerzas y reclamarles consensos básicos, como respetar la Constitución
Francisco Olivera
(0)
21 de agosto de 2019  

La perplejidad empresarial de estos días se resume en una frase: en Chile, que el poder cambie de manos no representa ninguna tragedia; en la Argentina lo es porque sus fuerzas políticas no están de acuerdo ni en las cuestiones más elementales. Los resultados de las internas devolvieron al establishment económico, hasta hace dos semanas cohesionado en temores comunes por la posibilidad del regreso del kirchnerismo, a un estado de dispersión. Están quienes apuran reuniones con Alberto Fernández, los que piensan que la crisis llevó las cosas al punto de que incluso sería negativo que Mauricio Macri revirtiera la derrota y quienes todavía creen en el milagro: un cambio de tendencia.

Será difícil reunir a todos en un solo reclamo. Ni siquiera en el modo virtual que significó para muchos de ellos el grupo de WhatsApp "Nuestra voz", que fue conformado para defender valores comunes como la propiedad privada, llegó a superar los 200 miembros y se fue desgajando en los últimos días con alguna filtración que molestó a sus integrantes, y el mazazo electoral del macrismo. El Foro de Convergencia Empresarial, que agrupa a unas 50 cámaras o entidades, intenta tomar esa posta y volvió a reunirse ayer, después de varios meses, con una premisa unívoca: intentar aunar intereses comunes para transmitírselos a los candidatos, a quienes se les pedirá una audiencia para entregarles un documento con las prioridades del sector.

"No nos proponemos hacer propuestas sectoriales porque eso corresponde a las cámaras -dijo después a LA NACION Miguel Blanco, de Swiss Medical, presidente del foro y uno de los 50 ejecutivos que participaron del encuentro-. Apuntamos a plantear la necesidad de políticas públicas básicas, como el respeto a la Constitución y las reglas de juego".

Blanco arrancó el encuentro, que se hizo en la sede del Instituto para el Desarrollo Empresario (IDEA) explicando el porqué de la convocatoria. Dijo que la pretensión del grupo era hacer lo mismo que durante la campaña de 2015, cuando se contactaron con los candidatos Macri, Daniel Scioli y Sergio Massa para transmitirles un mensaje similar. Después expusieron Claudio Cesario, presidente de la Asociación de Bancos de la Argentina (ABA); Jaime Campos, de la Asociación Empresaria Argentina (AEA), y Daniel Pellegrina, de la Sociedad Rural Argentina.

La sensación de todos ellos es que las propuestas interesantes vuelven a ser escasas. Y que el país volvió a quedar preso de una fragilidad que requiere de responsabilidad. Por eso el comunicado confeccionado al cabo del encuentro empezó con la afirmación de que se habían congregado para "analizar, con preocupación, la situación que atraviesa nuestro país a partir del resultado de las PASO ocurridas el 19 de agosto de 2019".

El texto repite un párrafo de un planteo similar del foro en 2014. "Para que un país pueda progresar y desarrollarse es esencial que todos los actores de la sociedad, públicos y privados, cada uno desde su lugar, hagan sus aportes para conseguir los consensos imprescindibles sobre los que se construye un proyecto común", dice.

A la inquietud por el futuro económico los empresarios han agregado el pavor a arbitrariedades. No solo del kirchnerismo si vuelve al poder, sino también, por qué no, de un gobierno de Macri forzado por las circunstancias de aquí a diciembre. "Es necesario fortalecer las instituciones a fin de proteger los derechos y garantías consagrados en nuestra Constitución Nacional. Instituciones sólidas evitarán los permanentes cambios pendulares que nuestro país viene sufriendo desde hace décadas y garantizarán la plena vigencia de la Constitución Nacional gobierne quien gobierne. Son condición indispensable para generar confianza y posibilitar un crecimiento sostenible".

Miedos impensables en Chile y clásicos en la Argentina, el país del sobresalto.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.