Inversiones, deudas e impuestos en la administración de los presidenciables

Cómo recaudan y gastan Scioli y Macri en la provincia y en la ciudad, revela sus prioridades; Massa y su perfil económico
Laura Serra
Alan Soria Guadalupe
(0)
6 de septiembre de 2015  

Daniel Scioli: cuentas equilibradas a costa de un ajuste de gastos

En 2012, los números de la economía bonaerense eran de un rojo furioso: déficit y deudas crecientes, ingresos que nunca alcanzaban y un Scioli que no podía siquiera pagar los aguinaldos a sus empleados. Tres años más tarde, el gobernador logra exhibir sus cuentas en equilibrio. ¿Qué receta aplicó? La más clásica: instrumentó una fuerte reforma impositiva, que redundó en una importante suba de los ingresos propios (a costa de una fuerte presión impositiva, según los opositores); contrajo los gastos de capital (insumos y, sobre todo, obras públicas, como se vio en las últimas inundaciones); aplicó una sostenida política de desendeudamiento y recibió millonarias transferencias corrientes y de capital de la Nación que compensan, en parte, lo que pierde la provincia por coparticipación.

Balance económico

  • Por tercer año consecutivo la provincia alcanzó un resultado primario positivo en su presupuesto, indicó a LA NACION la ministra de Economía, Silvina Batakis. El informe de cierre de ejercicio 2014 que elaboró la Asociación Argentina de Presupuesto (ASAP) lo confirma: el resultado económico alcanzó un superávit de $ 3353 millones, mientras que los resultados primario y financiero fueron superavitarios en $5803 millones y $ 800 millones, respectivamente.
  • Tras la crisis de 2012, Scioli inició un ajuste que incluyó subas impositivas, caída del salario público y recortes en gastos de funcionamiento e inversión, señaló a LA NACION el diputado provincial y ex ministro de Economía bonaerense Jorge Sarghini (Frente Renovador). Advirtió que, pese a tener más recursos (producto de la presión impositiva y de las transferencias nacionales), el gasto en inversión cayó al 0,6% del gasto en 2014, lo que se refleja en el mal estado de rutas, escuelas y hospitales.

Impuestos

  • Se diseñó una política tributaria que, a juicio de Batakis, es progresiva y productiva porque la carga impositiva recae en aquellos sectores de mayor capacidad contributiva. Esta reforma incluyó el revalúo rural; el rediseño de Ingresos Brutos, que grava con más dureza al juego, los pooles de siembra, la televisión por cable y la telefonía celular; la penalización de la tenencia de tierras improductivas y el impuesto a las herencias.
  • El incremento impositivo llevó la presión tributaria bonaerense al nivel más alto de la historia, señaló Sarghini: en la actualidad alcanza a 6,9% del PBG, mientras que el promedio durante el período 1993/2007 fue del 4,2%. Indicó que mientras el discurso oficial dice que "se rediseñaron los impuestos patrimoniales de modo que paguen más quienes más tienen", el tributo que más subió es el de Ingresos Brutos que, además de ser el más ineficiente, es el más inequitativo.

Empleados públicos

  • Según el presupuesto 2015, la provincia cuenta con una planta de 461.862 empleados, cifra que incluye la administración central, los organismos descentralizados y los organismos descentralizados no consolidados. De ese número, la mitad corresponde a agentes de las áreas de Seguridad (69.953 personas), Salud (50.836 personas) y Educación (222.898 personas).
  • Desde 2007 (cuando Scioli asumió), el plantel de empleados públicos creció un 52%. La dotación de personal en la provincia es incluso mayor que la de la Nación: según el presupuesto 2015, la administración pública nacional tiene 389.389 agentes entre la administración central, organismos descentralizados y las instituciones de seguridad social.

Gastos sociales

  • El cierre presupuestario de 2014 revela que Scioli destinó a educación el 30,2% del total del gasto, mientras que en 2008 ese porcentaje era del 23%. En seguridad, la partida representó el 9,1% del total del gasto, mientras que en 2008 era del 5,3%. Según Batakis, el porcentaje del presupuesto 2015 destinado a servicios sociales es del 55% e incluye salud, educación y vivienda.
  • Cayó el gasto en vivienda: en 2008 representaba el 1,4% del gasto, mientras que en 2014 fue del 0,56%. También descendió el gasto en salud: del 8,8% del presupuesto en 2008, bajó al 6,7% al cierre de 2014. Sarghini apuntó que se redujo el gasto en insumos: las compras de "productos farmacéuticos y medicinales" cayeron más del 30% entre 2007 y 2014. Señaló, también, que el gasto en bienes de consumo para educación se contrajo a una tercera parte.

El dato

El gobierno de Scioli aumentó un 52% la planta de personal desde que asumió. Tiene más agentes públicos que la Nación

Mauricio macri: con más ingresos y mayor presión fiscal

La herencia de Mauricio Macri a su sucesor y delfín político, Horacio Rodríguez Larreta (Pro), presenta números ajustados en materia económica. Desde 2006 hasta 2014 los cierres presupuestarios revelaron déficit, salvo el de 2010. Al mismo tiempo, la Ciudad tuvo más recursos que nunca en su historia reciente, indicó Rafael Flores, presidente de la Asociación Argentina de Presupuesto (ASAP), producto de una importante presión fiscal. Al mismo tiempo, señaló Flores, el gasto de capital en ese período no fue demasiado relevante, pues las obras públicas más importantes (construcción de subte, obras hídricas) se financiaron con endeudamiento. El grueso del gasto, por tanto, se destina al contrato de recolección de residuos (el más caro de la ciudad), a la Policía Metropolitana (creada por Macri) y a servicios en hospitales y escuelas.

Balance económico

  • Al finalizar el primer trimestre del año, el gobierno porteño registró un superávit financiero de 4417,2 millones de pesos, como consecuencia de ingresos que alcanzaron los 18.568,4 millones y gastos que totalizaron 14.151,2 millones. Así lo precisó en ASAP en su último informe, en el que agregó que el resultado primario fue positivo en $ 4966,7 millones.
  • El gobierno porteño finalizó el ejercicio 2014 en rojo, tendencia que se repite desde 2006 (con la excepción del ejercicio 2010). Según ASAP, el déficit financiero alcanzó los 1638,8 millones de pesos, generado por ingresos que alcanzaron los 64.104,4 millones y gastos que totalizaron 65.743,2 millones. Como los intereses de la deuda pública fueron de 1282,1 millones, el resultado primario fue negativo en $356,7 millones. El gobierno porteño no reconoce el déficit, por cuanto considera que los gastos de capital (por caso, obras públicas) se computan como un activo, una inversión. Así lo indicó Héctor Grindetti, ministro de Hacienda, para quien las cuentas exhiben equilibrio fiscal y financiero.

Impuestos

  • Durante la gestión de Macri, la ciudad tuvo el doble de recursos que administraciones anteriores, señaló Flores, de ASAP. El gobierno porteño instrumentó una reforma tributaria en 2012 que redundó en una mejora en la recaudación. El año pasado, la recaudación cerró con una suba del 34,1% respecto de 2013; buena parte de ese aumento correspondió al impuesto sobre los ingresos brutos. Según Grindetti, el próximo gobierno heredará una situación sin problemas de funcionamiento, pues los ingresos corrientes están garantizados.
  • Martín Lousteau, ex candidato a jefe de gobierno de ECO, sostiene que el aumento de la presión impositiva en la ciudad "fue fenomenal" durante la gestión de Pro. "Pero a pesar de ello, hubo déficit fiscal siete de los ocho años que gobernó, debido a un enorme incremento del gasto que no se materializó en una mejora de los servicios públicos", dijo. "La Capital tuvo disponible 26.000 millones más que en 2007, es decir, 31.000 adicionales por familia", advirtió.

Empleados públicos

  • Macri efectuó una profunda reforma en el plantel de personal de la Ciudad. Redujo la planta administrativa y sumó más agentes en el área de educación y seguridad. El plantel cuenta hoy con 133.937 empleados, un 5% más que en 2007 (127.465 empleados).
  • Al cierre de 2014, las remuneraciones al personal alcanzaron los 29.645,9 millones, con un incremento del 27,7% interanual, inferior al promedio de gastos y más de 10 puntos por debajo del índice de variación de precios local (38%).

Gastos sociales

  • Más de la mitad del presupuesto que se ejecutó el año pasado se destinó a servicios sociales (39.563 millones de pesos sobre un total de 65.743 millones). Las funciones de educación y salud sumadas representan el 73,5% del total ejecutado de la finalidad servicios sociales.
  • Los gastos sociales fueron perdiendo peso específico dentro del total del gasto desde 2008 a la fecha. En 2014, el rubro salud representó el 20,2% del gasto; seguridad, el 3,4%; educación, el 24% y vivienda, el 1,7%. En 2008, al cabo del primer año de gestión de Macri, salud representaba el 22%; seguridad, el 4%; educación, el 28,9% y vivienda, el 2,4% .

El dato

En publicidad, el gobierno de Macri tiene previsto gastar este año un total de 1083 millones de pesos, un 51% más que en 2014

Sergio massa: cómo votó en 13 proyectos clave

Desde que el candidato a presidente por el frente Una Nueva Alternativa (UNA), Sergio Massa, asumió su banca a fines de diciembre de 2013, se votaron en la Cámara de Diputados, entre otras, trece leyes clave para le conomía.

Algunas de ellas fueron centro de intensos debates y acusaciones cruzadas entre el kirchnerismo y la oposición, como la del presupuesto 2015, la ley de abastecimiento y la ley que establecía el cambio de jurisdicción del lugar de pago a los bonistas que ingresaron en el canje de deuda de 2005 y 2010.

El ex intendente de Tigre votó a favor de cuatro de aquellas leyes, en contra de seis, se abstuvo en una y estuvo ausente en dos. Los datos se desprenden de la aplicación de noticias de LA NACION Congresoscopio, una herramienta que permite monitorear la actividad de los diputados en detalle.

Massa acompañó la creación del fuero de defensa al consumidor, la inmunidad a los activos de los bancos centrales extranjeros depositados en el país, la reducción de impuestos al biodiésel y la estatización de la administración de los ferrocarriles.

En tanto, el candidato votó en contra del presupuesto 2015, de la ley de hidrocarburos, de la ley de abastecimiento, de la creación del observatorio de precios, del cambio de jurisdicción del pago a bonistas y del convenio de cooperación económica y de inversiones entre la Argentina y China. El diputado se abstuvo en la aprobación del acuerdo con Repsol por la expropiación de YPF y se ausentó en las votaciones de las leyes de creación de la comisión de investigación de lavado de dinero y fuga de divisas y de la nueva moratoria previsional para autónomos y monotributistas.

Asimismo, Massa presentó, entre otros, dos proyectos relacionados a su bandera de campaña: el impuesto a las ganancias. Aunque no lograron tratarse, uno de los proyectos establecía el aumento del mínimo no imponible y el otro la incorporación de alquileres y expensas de la vivienda a la deducción en el impuesto.

El dato

Sergio Massa estuvo presente en el 84,7 % de las sesiones de 2014 y 2015 en las que se votaron los trece proyectos clave para la economía.

MÁS LEÍDAS DE Politica

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.