Diputados: Cambiemos y el massismo acordaron la expulsión de De Vido, pero postergaron el dictamen una semana

Tras un acalorado debate de cinco horas en la Comisión de Asuntos Constitucionales, decidieron pasar a un cuarto intermedio, a la espera de un descargo del ex ministro
La comisión de Asuntos Constitucionales está integrada por 34 diputados; 14 son de Cambiemos
La comisión de Asuntos Constitucionales está integrada por 34 diputados; 14 son de Cambiemos Fuente: LA NACION - Crédito: Soledad Aznarez
Tras un acalorado debate de cinco horas en la Comisión de Asuntos Constitucionales, decidieron pasar a un cuarto intermedio, a la espera de un descargo del ex ministro
Maia Jastreblansky
(0)
19 de julio de 2017  • 10:55

Cambiemos y el massismo acordaron la expulsión de De Vido, pero postergaron el dictamen una semana

01:43
Video

El oficialismo tiene contra las cuerdas al ex ministro todopoderoso Julio De Vido . En una reunión de comisión caliente y plagada de pirotecnia verbal y cruces encendidos, Cambiemos logró el respaldo del massismo para que prospere la moción por la expulsión del diputado kirchnerista del Congreso, un paso clave para lograr, al menos, un dictamen de mayoría para llevarlo al recinto.

La resolución final, sin embargo, quedó en suspenso hasta el martes que viene por una cuestión técnica: el oficialismo hizo a lugar una propuesta del espacio de Sergio Massa para darle siete días al ex ministro kirchnerista para que pueda hacer su descargo frente a la comisión de Asuntos Constitucionales.

Tras cinco horas de debate, el titular de la comisión, Pablo Tonelli decidió pasar a un cuarto intermedio hasta la semana próxima. La idea del oficialismo y del massismo es firmar dictamen de comisión el martes que viene, previa citación a De Vido al encuentro.

El “día D” sería el miércoles que viene, cuando el tema podría tratarse en el recinto. Para expulsar a De Vido por “inhabilidad moral”, como pide Elisa Carrió , se necesitan los dos tercios de los diputados presentes en la sesión.

"Esperamos que el Frente Renovador cumpla, pasaron cosas raras en los últimos días como lo que ocurrió con la ley de responsabilidad empresaria", decían desde Cambiemos en un corrillo parlamentario en referencia a posibles cambios de postura de acá al martes.

Durante la reunión de comisión, el oficialismo también se aseguró los votos de la diputada Carla Carrizo (que responde a Lousteau) y de Ricardo Alfonsin (UCR) que estaban en duda. Es probable que firmen el dictamen en disidencia.

Desde el kirchnerismo , en tanto, Diana Conti calificó a la reunión como "un circo y una parafernalia" para tener de "chivo expiatorio" a De Vido. “Me dan asco, el que esté libre de culpa que tire la primera piedra”, gritó durante la reunión.

La comisión está integrada por 34 diputados. Cambiemos tiene a 14 miembros y para tener quórum necesitaba la presencia de 18 legisladores. El oficialismo lo logró a las 11.20, cuando llegaron legisladores del massismo y del Frente para la Victoria.

Cruces y enojos

Los primeros en llegar a la reunión fueron los diputados de Cambiemos, que se congregaron en torno a Elisa Carrió . Si bien la diputada no integra la comisión de Asuntos Constitucionales, es la autora del proyecto para expulsar a De Vido y se hizo presente en el segundo piso del Anexo C, donde se desarrolla la reunión.

El cónclave arrancó caliente. Incluso antes de que comenzara se dio el primer cruce entre Carrió y Julio Raffo, un diputado massista que presentó un proyecto más "blando" -que pide solicitar a la Justicia los expedientes de De Vido para analizarlos antes de tomar una decisión-. "Te pido en nombre de la legitimidad por la que llegaste a diputado, te lo pido por la Constitución", embatió Carrió.

Luego llegó otro cruce por un cortocircuito técnico: un diputado kirchnerista le endilgó al titular de la comisión, Pablo Tonelli (Pro), que De Vido no fue citado debidamente para poder hacer su descargo frente a la comisión.

La diputada massista Graciela Camaño respaldó la posición del Frente para la Victoria: "Tiene que quedar claro si fue simplemente notificado o citado para hacer su defensa".

En tanto, tras un tenso momento con el diputado kirchnerista y referente de La Cámpora Marcos Cleri, Carrió se levanto enojada y dejó la reunión.

“Sigo viviendo en la ciudad en la que nací, hay otros que vivían en Capital y se tuvieron que ir a la provincia”, le lanzó el legislador del FPV a la referente de la CC cuando abandonaba su silla.

De Vido, en tanto, mandó una nota a la comisión. El ex ministro kirchnerista consideró que en el temario de la reunión de hoy, donde se trata su futuro político, se presentaron "peticiones de dudosa legitimidad en los términos de la Constitución Nacional, del Reglamento de Funcionamiento de la Cámara de Diputados y de la normativa de fondo y de forma que rige para todos los ciudadanos del país, sean o no diputados nacionales".

La oposición, de hecho, reclamó leer el escrito de De Vido antes de tratar los proyectos.

MÁS LEÍDAS DE Politica

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.