Mar del Plata: Guillermo Montenegro se impuso pese al alto desempleo

Tarde de selfies en la rambla, con el intendente electo
Tarde de selfies en la rambla, con el intendente electo Crédito: Mauro V. Rizzi
El candidato de Vidal y de Macri obtuvo una leve ventaja sobre el kirchnerismo y se alzó con la intendencia; fuerte corte de boletas
Darío Palavecino
(0)
29 de octubre de 2019  

MAR DEL PLATA.- En la capital nacional de la desocupación, donde según el último informe del Indec el 13,4% de la población no tiene empleo, uno de cada tres vecinos es pobre y tres de cada 100 están sumidos en la indigencia, la fuerza política responsable de la economía en estos últimos cuatro años se quedó con la intendencia local y fue la más votada para cargos provinciales y nacionales.

Guillermo Montenegro, exjuez federal y actual legislador nacional que fue ministro de Seguridad y Justicia porteño en la gestión de Mauricio Macri y luego la apuesta de la gobernadora María Eugenia Vidal para hacer pie firme en este distrito, ganó la elección local con más de 40% de los votos y una ventaja mínima, casi de empate técnico.

En lo que fue su debut como candidato local, regresado e instalado en su ciudad natal hace menos de dos años, consiguió un triunfo muy celebrado en Juntos por el Cambio porque doblegó en la jurisdicción a la potente ola de apoyos que el Frente de Todos había logrado en las PASO y a su candidata a intendenta, Fernanda Raverta, la más votada a nivel individual aquel 11 de agosto."El logro es consecuencia de haber estado cerca de la gente", destacó Montenegro.

La actual diputada nacional, con raíces en La Cámpora, había tenido el jueves pasado su último espaldarazo con la visita de Alberto Fernández y Cristina Fernández, en lo que fue el multitudinario cierre de campaña nacional de Frente de Todos. Con 37% de votos, acarició la posibilidad de hacer historia con la primera victoria del justicialismo en este municipio. Recién ayer llamó a Montenegro para reconocerlo como ganador.

¿Cómo se explica la victoria de Montenegro? A su aporte personal sumó la tracción del respaldo local que aquí tuvieron Vidal y Macri. La gobernadora logró en el distrito el 47,7% de los votos y, como en las PASO y por más diferencia, volvió a imponerse a Axel Kicillof. El Presidente creció con respecto al 11 de agosto, cuando aquí quedó debajo de Fernández, y llegó al 44,7%, casi dos puntos por encima de su rival.

Los números dejan entrever que Montenegro, receptor de algo más del 40% de los sufragios, no logró hacerse de todo el arrastre y también fue víctima del poderoso corte de boleta, tendencia y -a esta altura- patrimonio consolidado desde hace años en el electorado marplatense.En un distrito donde el peronismo siempre fue resistido, tanto como para jamás haber ganado una elección local, el Frente de Todos le allanó el camino al ganador al no alcanzar un acuerdo con Acción Marplatense, partido municipal liderado por el exintendente Gustavo Pulti, que apoyaba a Fernández y Kicillof y se quedó con más del 10% de los votos para cargos municipales.

Montenegro se sentó ayer con Arroyo en el primer encuentro para avanzar en una transición ordenada que seguirán equipos técnicos del actual intendente y de su sucesor.

Las urgencias, a diferencia de otros distritos, pasan porque a esta fecha se deben tomar definiciones para la temporada turística, que estará iniciada antes del traspaso de mando. En esas definiciones también se deberá avanzar en un pronto ensamble de objetivos con el gobierno provincial, que siempre tiene un fuerte peso en aportes y definiciones para lo que ocurra en la costa atlántica, principal centro de veraneo del país.

Montenegro anticipa que no será una dificultad estar al frente de un distrito de color distinto al que tendrá a partir del 10 de diciembre la administración bonaerense. En campaña solía repetir que, por dimensión, población y potencial productivo, General Pueyrredón debía tener al frente a un mandatario con fuerza de gobernador. Y en este sentido tiene claro que desde La Plata y la Casa Rosada entienden a Mar del Plata como una gran vidriera donde todo lo que ocurra impactará por igual en todos los niveles de gobierno.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.