Villa Mascardi: se tensa la situación política entre la falta de respuesta provincial y la denuncia de la Nación

La gobernadora Arabela Carreras prometió llevar el reclamo a la Casa Rosada, pero hay dudas sobre su margen de acción
La gobernadora Arabela Carreras prometió llevar el reclamo a la Casa Rosada, pero hay dudas sobre su margen de acción Fuente: LA NACION - Crédito: Marcelo Martínez
(0)
31 de agosto de 2020  • 03:00

Los vecinos de Villa Mascardi que reclamaron en defensa de sus hogares se encontraron, de pronto, que sus pedidos ante el gobierno nacional caían en oídos sordos y, como agravante, el Ministerio de Seguridad de la Nación los convertía en acusados.

Para aplacar la situación, la gobernadora de Río Negro, Arabela Carreras, les prometió que llevará sus reclamos a la Casa Rosada, pero el temor de la provincia a enemistarse con la Nación en tiempos de necesidades financieras extiende las dudas sobre su capacidad de acción.

El antecedente de El Bolsón aparece como un augurio funesto para los habitantes de Villa Mascardi, porque allí la fiscal federal de Bariloche, Silvia Little, consideró que no había delito en la ocupación y, a su vez, se dio en el contexto de respaldo político kirchnerista, como las expresiones de Juan Grabois, a la toma de tierras en el sur.

En Bariloche, además, se mantiene vigente en el recuerdo colectivo la ocupación de tierras que promovió el dirigente Luis D'Elía unos 15 años atrás. Además, según relataron vecinos a LA NACIÓN, en el caso de la agrupación Lof Lafken Winkul Mapu, que encabeza Betiana Colhuan, de 19 años, la reivindicación evita razones concretas, como la existencia de un lugar tradicional mapuche. A su vez, en la última expresión de apoyo, los manifestantes repartieron panfletos con reclamos como la liberación de presos en Chile, lo cual dio una dimensión de los contactos políticos del grupo a ambos lados de la Cordillera.

Los vecinos de Villa Mascardi denunciaron saqueos en casas, la ocupación de un camping, destrucciones por parte de encapuchados. La acción mostró un recrudecimiento de la violencia de una forma inédita, desde 2017. Como las agresiones ocurren en tierras federales, la única acción posible es del gobierno nacional, donde los vecinos no encuentran ningún eco. Todo lo contrario, como les demostró la denuncia de la ministra de Seguridad, Sabina Frederic.

Cuando la provincia de Río Negro y la Casa Rosada iniciaron contactos con la agrupación, dejaron a los vecinos de lado. Fue uno de los reclamos de la protesta que intentó llegar al Centro Cívico de Bariloche. También hubo agresiones contra pobladores y motociclistas, que fueron apedreados por los agresores. La impotencia ante la falta de respuesta enardeció los ánimos. Como consecuencia, el gobierno nacional logró que el último banderazo en Bariloche ampliara su convocatoria por la extensión del malestar.

Conforme a los criterios de

Más información
ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.