Envían a un penal de máxima seguridad al exsaxofonista de Los Fabulosos Cadillacs

Tras descubrirse su plan para matar a un fiscal, se detectó que Naco Goldfinger había logrado ingresar otro teléfono celular en la celda donde cumplía una condena de ocho años por robo calificado
Tras descubrirse su plan para matar a un fiscal, se detectó que Naco Goldfinger había logrado ingresar otro teléfono celular en la celda donde cumplía una condena de ocho años por robo calificado
Gabriel Di Nicola
(0)
5 de diciembre de 2018  • 15:03

El celular estuvo activo desde el 1° de mayo pasado hasta el miércoles de la semana pasada. El WhatsApp se mantenía en línea las 24 horas. No sería nada fuera de lo común si no fuese por un detalle: el usuario de ese teléfono móvil era el exsaxofonista de Los Fabulosos Cadillacs Ignacio Pardo Paso, más conocido como Naco Goldfinger, que está alojado en una celda de la Unidad 48 del Servicio Penitenciario Bonaerense (SPB) cumpliendo una condena por robo calificado. El músico, además, ahora está acusado de ser el organizador de un plan criminal para atentar contra el fiscal de San Isidro Patricio Ferrari.

Por la investigación del supuesto atentado contra Ferrari, expediente judicial a cargo de la fiscal Carolina Asprella, la semana pasada se allanó la celda de Naco Goldfinger y se secuestró el teléfono celular utilizado desde, por lo menos, el 1° de mayo último. Pero una semana después de la requisa, el músico continuó alojado en la misma cárcel y la Justicia comprobó que consiguió hacerse de otro teléfono celular. Hoy será trasladado a una cárcel de máxima seguridad.

Así lo informaron a LA NACION calificadas fuentes judiciales. "La fiscal Asprella tiene comprobado que después de que le decomisaran el teléfono celular, que se sospecha se utilizó para planear el atentado contra Ferrari, Pardo Paso se hizo de otro aparato móvil", afirmaron los voceros consultados.

"Se ha comprobado que hasta el día de hoy [por el martes] Pardo Paso continúa manteniendo comunicaciones clandestinas por medio de la aplicación WhatsApp", sostuvo la fiscal Asprela en uno de los oficios enviados a las autoridades penitenciarias de la Unidad 48, en San Martín.

Según las fuentes consultadas, la fiscal Asprela le mandó un oficio a los funcionarios penitenciarios donde exigió que Pardo Paso sea trasladado a una cárcel de máxima seguridad y sin contacto con el exterior. "En otras palabras, la fiscal quiere que Pardo Paso no tenga teléfono celular para comunicarse con el exterior", agregaron los informantes.

Este miércoles, el jefe del SPB, Xavier Areses, se hizo presente en la Unidad 48 donde se realizó una requisa en la celda de Pardo Paso, donde se le encontró un teléfono celular. Se trata de un aparato marca Samsung color azul modelo GT-8260-L.

Fuentes judiciales afirmaron que el teléfono secuestrado a Pardo Paso y otros dos aparatos móviles decomisados en el pabellón serán entregados a la fiscal Asprella para su análisis, y así poder determinar con quién se comunicó el exsaxofonista de Los Fabulosos Cadillacs.

El penal de General Álvarez
El penal de General Álvarez Fuente: Archivo

"Las autoridades del SPB decidieron trasladar a Pardo Paso a la cárcel de General Alvear, una unidad penitenciaria de máxima seguridad", explicaron fuentes oficiales.

Según pudo saber LA NACION, desde el Ministerio de Justicia bonaerense, a cargo de Gustavo Ferrari, se investiga todo lo ocurrió para determinar responsabilidades y ver cómo ingresó el móvil en la celda. Las fuentes consultadas explicaron que de ser necesario se abrirán los sumarios administrativos correspondientes.

El supuesto plan para atentar contra Ferrari, que ahora tiene custodia de fuerzas federales de seguridad, fue descubierto después de una declaración hecha por el femicida Fernando Farré, que compartió una celda con Pardo Paso.

"Me quieren matar porque desarmé el complot del exsaxofonista de los Cadillacs para asesinar al fiscal", dijo Farré en una entrevista con Infobae.

El abogado Jorge Césaro, que representa a Farré en una serie de habeas corpus que presentó en los últimos meses, aseguró a la agencia de noticias Télam que "Farré teme por su vida".

"Hay secuaces de la banda de Pardo en el penal de Florencio Varela que lo pueden matar en cualquier momento", agregó Césaro, en referencia a la Unidad 24, en Florencio Varela, donde actualmente Farré cumple la condena a prisión perpetua impuesta el año pasado después de que un jurado popular lo encontrara culpable del homicidio de su esposa, Claudia Schaefer, asesinada de 66 puñaladas.

Pardo Paso fue detenido en 2015 en una causa por robo calificado. El año pasado fue condenado a la pena de ocho años de cárcel. El fiscal a cargo de la investigación de la causa que lo llevó a prisión fue Ferrari. El móvil del plan criminal, según suponen los investigadores, era vengarse del representante del Ministerio Público.

Tareas de inteligencia

Farré declaró como testigo ante la fiscal Asprella y sostuvo que en una de las reuniones en la celda que compartía con el exmúsico, que se habría concretado en mayo pasado, "Pardo Paso le pidió a Abel Díaz Rodríguez que hiciera tareas de inteligencia respecto del fiscal de su causa [por Ferrari]".

Díaz Rodríguez tiene 44 años, y el 28 de junio pasado salió en libertad desde la Unidad 48 del SPB después de cumplir dos condenas por robo. Volvió a ser detenido el miércoles de la semana pasada en su casa de Munro, en Vicente López, en el marco de la causa donde se investiga el presunto plan criminal para matar a Ferrari.

En el allanamiento se le secuestraron dos pistolas calibre 9 milímetros con sus respectivos cargadores, 28 cartuchos del mismo calibre, US$4000, un uniforme, camperas y un chaleco antibalas de la Policía Federal Argentina (PFA), tres handies (uno de ellos con frecuencias de la policía bonaerense), dos notebooks, una billetera en la que había un escudo de la policía bonaerense y medio kilo de cocaína de máxima pureza.

Según afirmó Farré en su declaración, uno de los escenarios del plan criminal consistía en secuestrar, matar y arrojar el cuerpo del fiscal de San Isidro Patricio Ferrari en las aguas del río Luján, a la altura de San Fernando. El otro era atentar contra el representante del Ministerio Público cuando paseara al perro.

Conforme a los criterios de

Más información
ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.