Coronavirus en la Argentina. Túneles sanitizantes, catering individual y bailes con barbijos, así serían las fiestas y los eventos después de la cuarentena

Para la comida, la idea es evitar el servicio buffet y el bandejeo e inclinarse por platos calientes y catering individual
Para la comida, la idea es evitar el servicio buffet y el bandejeo e inclinarse por platos calientes y catering individual Crédito: Gentileza Victoria Palace
Silvina Vitale
(0)
30 de abril de 2020  • 16:25

El sector de los eventos sociales y empresariales es uno de los más afectados por la cuarentena a raíz del coronavirus, principalmente porque la perspectiva de un regreso se volvió lejana. A esto se suma que los eventos se suspendieron luego del 15 de marzo y que el sector ya venía de su temporada baja que son los meses de enero y febrero. "Dejamos de trabajar antes que nadie y vamos a ser los últimos en reinsertarnos. Estimo, pero hay que ver cómo se desarrolla el virus, que, con viento a favor, podríamos volver en octubre, noviembre y diciembre", dice Silvia Amarante, presidenta de AOFREP (Asociación de Eventos de la República Argentina).

"De alguna manera, todos los sectores están volviendo paulatinamente y van a volver a sus actividades teniendo protocolos de seguridad, pero cuando se trata de eventos sociales donde el concepto de festejar mueve sentimientos, familias que se reúnen, emocionarse, bailar, abrazarse, no es fácil en este contexto de pandemia", explica Amarante.

Con un escenario incierto, salones y empresas de servicios siguen recibiendo consultas, mayormente para 2021, y tratan de llevar tranquilidad a quienes tuvieron que cancelar sus festejos. "Las fiestas canceladas fueron reprogramadas hasta que la cuarentena se fue extendiendo y los clientes entendieron que ya no podíamos poner ninguna fecha hasta que la situación no se resolviera y fuesen las autoridades quienes nos dieran el alta para trabajar. De todas maneras, seguimos en contacto con cada uno de ellos para darles ánimo y tranquilidad de que aquí estamos", dice Juan José Rodríguez, encargado del salón Charmant Recepciones, de Villa Pueyrredón, en CABA.

Cómo sería la vuelta

Desde AOFREP se trabaja actualmente en la elaboración de protocolos para poder retomar los eventos: tienen en cuenta desde la recepción de los invitados, el servicio de los mozos, la cocina y cada momento del desarrollo de un evento para asegurar el cuidado de invitados y empleados.

"Estos protocolos tienen que ser homologados por el Gobierno, se prevé, por ejemplo, la instalación de túneles de sanitización que están probando si se hace con ozono o con qué otro producto que no sea perjudicial para la salud. También se hará un control de la temperatura, se pedirá a todos los invitados que se laven las manos apenas ingresan y se dispondrá una recepcionista que ofrezca alcohol en gel", cuenta la presidenta de AOFREP.

Además, se analiza entregar a los invitados alcohol en gel al lado de cada plato de comida para que ellos mismos puedan higienizar sus cubiertos. "Creo que más allá del cuidado de la gente de gastronomía, les va a dar más tranquilidad a cada uno poder tener a mano los elementos para la limpieza".

En cuanto a los protocolos en la cocina, "se servirán platos calientes porque el virus se mata con alta temperatura y lo que van a tender a desaparecer son las estaciones de comidas frías. El servicio podría salir de la cocina en bandejitas cerradas para cada invitado, en vez de comer de un gran buffet", explica.

Los salones y empresas de servicios reciben consultas, en su mayoría, para 2021
Los salones y empresas de servicios reciben consultas, en su mayoría, para 2021 Crédito: Gentileza Charmant Recepciones

Otro tema importante tiene que ver con la disposición de las mesas, por ejemplo, en una mesa para diez personas, solo podrán sentarse seis, con distancia y en forma cruzada, no podrá haber gente sentada frente a frente. "Quizás se pueda mantener una distancia social mientras se come y en el momento del baile ponerse el barbijo, son todas suposiciones, son protocoles que se están elaborando", afirma.

AOFREP también evalúa que pueda pedirse a cada invitado una declaración jurada sobre su salud. "Todo el que asista a una fiesta no debe tener fiebre, ni síntomas", sostiene Amarante.

"Hicimos nuestra última producción en marzo, y tenemos todo nuestro trabajo parado, con la incertidumbre de no saber cuándo podremos volver. Creo que desde lo que es fotografía y video en fiestas, tomando las medidas de higiene y prevención y la distancia necesaria con los invitados y homenajeados, no habría mayores inconvenientes para desarrollar nuestro trabajo", dice Pablo Guzmán, de Diagrama Producciones.

En el caso del salón Victoria Palace, en el barrio de Flores, muchas fiestas se reprogramaron para octubre, noviembre, diciembre con la esperanza de volver con protocolos de seguridad y prevención aunque todavía no pueda confirmarse. "En este momento estamos recibiendo consultas sobre todo para 2021. Hay que tener en cuenta también que muchos tienen ganas de festejar, pero prefieren dejarlo directamente para el año que viene porque tienen familiares en el exterior y quieren poder hacerlo en un momento en que puedan estar todos. Estamos en una situación compleja que nadie la previó, sabemos lo difícil que es y lo estamos afrontando tratando de que nuestros clientes estén satisfechos en este largo período", explica Gonzalo Ordóñez Ojeda, socio gerente del salón.

Para el momento del baile ya se está pensando en hacerlo sí o sí con barbijos
Para el momento del baile ya se está pensando en hacerlo sí o sí con barbijos Crédito: Gentileza Victoria Palace

Báez Catering, que cuenta con 25 personas en su staff permanente, desarrolló varios protocolos pensados para la vuelta que abarcan desde que llega el staff al lugar de trabajo, donde deberán completar una declaración jurada, además de las indicaciones de cómo tienen que ingresar al establecimiento, cambiarse, recibir mercadería, qué hacer con la misma, el distanciamiento social, uso de baños, hasta que la persona se retira. "Ya nos hemos equipado con kits específicos, como son barbijos descartables, máscaras viseras con acrílico para cada empleado y guantes descartables", aclara Matías Álvarez, socio de la empresa.

En momentos de cuarentena, desarrollaron una plataforma de e-commerce, para poder llegar con su producto final, que es la comida, a las casas de las personas, bajo un sistema de viandas semanales.

Medidas para el sector

Se calcula que para una fiesta de 300 invitados trabajan por lo menos 150 personas, desde el catering, sonidistas, DJ, iluminación, fotografía, video, ambientación, efectos especiales, souvenirs, que se quedaron sin su fuente de trabajo. "El sector está desesperado, entre turismo de reuniones, eventos sociales, corporativos, exposiciones, trabajan un millón de personas. Sin la posibilidad, como muchos dicen de reinventarse, porque un catering que hacía servicio para 500, 1000 o 5000 personas puede hacer viandas, pero no cubre ni el 10% de sus gastos y no puede seguir trabajando con la misma cantidad de gente", explica Amarante.

"Se me ocurre que podrían ayudarnos las empresas de servicios como luz, agua, gas, que, por ejemplo, nos den un monto mínimo y fijo para pagar hasta poder trabajar. A nosotros nos llegaron $35.000 de luz sin hacer uso, y cuando se reclamó nos dijeron que fue un estimado de otros años, donde figura un excedente de potencia y nos cobran multa y demás impuestos. No me parece justo que cobren algo que no se usa", señala Rodríguez.

En consideración del momento complicado, AOFREP realizó un petitorio de medidas para aliviar el impacto de la situación actual, como la exención del pago de adelantos de ganancias y de la alícuota de ganancias 2019; el reintegro de saldos de IVA y suspensión de las retenciones por el resto del año; la exención de contribuciones patronales por 180 días; subsidios para el pago de haberes por 180 días; creación de un fondo de desempleo para trabajadores informales y formales; exención por el resto del año de pago de monotributo y autónomos en cualquiera de sus categorías; exención de pago de servicios de luz, gas, agua, ABL por 180 días; postergar por 180 días el pago de deudas con entidades financieras y congelamiento de los intereses financieros generados por atrasos de las empresas del sector; créditos blandos a tasa fija y de otorgamiento automático; liberar descubiertos sin intereses; congelamiento de los alquileres para salones de eventos, talleres de carpintería, herrería, depósito, cocheras, gráficas, plantas de catering, oficinas comerciales, pertenecientes a la industria.

Estas serían algunas de las medidas que ayudarían a darle un respiro al sector de eventos hasta tanto pueda volver a ponerse en movimiento.

MÁS LEÍDAS DE Sociedad

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.