Coronavirus en Córdoba: suspenden las calificaciones escolares hasta la vuelta a clases

La medida es hasta que las clases vuelvan a la normalidad
La medida es hasta que las clases vuelvan a la normalidad Fuente: Archivo
Gabriela Origlia
(0)
30 de abril de 2020  • 18:27

CÓRDOBA.-El Ministerio de Educación de Córdoba resolvió postergar el cierre de cuatrimestres, trimestres y promedios en las instituciones de todos los niveles. La medida tendrá vigencia mientras esté en curso el aislamiento obligatorio por el nuevo coronavirus Covid-19 a nivel país, por lo que los alumnos no serán evaluados.

Desde el ministerio, además, se recomendó a las autoridades escolares y a los docentes realizar un "sostenimiento de las trayectorias escolares" de los estudiantes y apuntar a la "apropiación de saberes". La búsqueda deberá orientarse a priorizar la comunicación de parte de los docentes hacia los alumnos, con la idea de promover desafíos continuos.

La iniciativa oficial de Córdoba podría replicarse en el resto del país. Por estos días, admiten en el Ministerio de Educación de la Nación, la necesidad de "evaluar y no calificar" a los estudiantes que están siguiendo las clases de manera remota es analizada por el Consejo Federal de Educación (CFE).

Ese cuerpo, que nuclea a todos los ministros del área del país, y suele acordar diversas políticas que luego se aplican según sus posibilidades en las provincias, analiza la situación que viven los estudiantes, especialmente los de sectores más vulnerables que tienen dificultades para poder seguir las clases de forma remota.

"Es un momento de evaluar y no de calificar", admitió en las últimas horas el ministro de Educación de la Nación, Nicolás Trotta, ante la consulta de este diario. Y planteó que la diferencia de ambos conceptos radica en que se buscará "evaluar el proceso que desarrollan docentes, alumnos y familias, en lugar de calificar individualmente al estudiante".

LA NACION había informado que casi el 42% de los estudiantes argentinos iban a quedar fuera del sistema de aprendizaje remoto durante la cuarentena obligatoria, debido a que tanto sus familias como las instituciones a las que concurren no estaban preparadas con equipamiento y material didáctico para suplir la presencialidad del aula.

Esa situación de vulnerabilidad, sumada a la extensión del confinamiento, que aún no tiene fecha de conclusión, lleva a las autoridades educativas del país a analizar alternativas para que el ciclo lectivo sufra las menores consecuencias negativas posibles.

"Vamos a tener que evaluar la realidad socioeconómica familiar, porque en algunos hogares la situación es muy compleja", admiten fuentes de Educación nacional que avanzan en el diálogo con el resto de los ministerios provinciales, desde que se suspendieron las clases presenciales el 16 de marzo pasado.

Esas fuentes señalan que en muchos casos, los padres tienen dificultades para ayudarlos con sus tareas, porque "tienen bajos niveles de estudios propios" y además "no pueden brindarles los elementos básicos para atender las clases de forma remota".

"Evaluaciones formativas"

La propuesta de Córdoba es realizar "evaluaciones formativas" que permitan conocer cómo se desarrolla el proceso de enseñanza y de aprendizaje. Implica enfatizar las producciones de los estudiantes para interiorizarse respecto de si están aprendiendo e incorporando los contenidos que se consideran prioritarios.

El Ministerio de Educación cordobés distribuyó un documento a las escuelas en el que indica que "evaluar es un concepto más amplio que el de calificar y acreditar: los incluye, pero en estas circunstancias no pueden ser aplicados".

Agrega que "cuando se retome el trabajo áulico, será el momento en que se podrán tomar definiciones sobre la calificación y la acreditación, recuperando todos los registros que se llevaron a cabo", con vistas a la promoción al grado o al año siguiente.

Cuando se retomen las clases -la provincia de Córdoba espera definiciones de la Nación sobre ese punto- se resolverá qué hacer con los exámenes de abril del secundario que fueron suspendidos. Es clave, especialmente para los estudiantes que terminaron de cursar ese nivel pero todavía adeudan materias.

En el caso de los alumnos que tienen una tercera materia pendiente, podrán continuar con los trabajos prácticos asignados por sus docentes o bien se la podría tomar como materia previa por única vez. Será una opción que podrán elegir los alumnos.

El ministerio cordobés pidió a las escuelas comunicar de manera clara y por escrito a los alumnos y a sus padres para que tomen una decisión y expresen su voluntad.

En el caso de los repitentes, la provincia también estableció que cumplan solo con las actividades de las materias pendientes para que focalicen los esfuerzos de docentes y de alumnos en los aprendizajes que no acreditaron en el ciclo lectivo del año pasado.

Con la colaboración de María Elena Polack

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Sociedad

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.