OnePlus One, el smartphone que quiere ser más que el Nexus 5

Como el móvil de LG, se ofrece como un producto de hardware poderoso pero relativamente económico; saldrá a la venta mañana en el hemisferio norte
Ricardo Sametband
(0)
23 de abril de 2014  • 14:59

Cada tanto, un smartphone proveniente de una marca de segunda o tercera línea captura la atención de Internet y se transforma en una estrella. Es el caso de OnePlus One , el primer producto de una empresa que hasta hace poquísimo no existía, pero que tiene tres elementos a su favor: tener al ex vicepresidente de Oppo detrás (Oppo es uno de los fabricantes chinos de smartphones de la nueva generación, que suelen combinar buen diseño, hardware de alta gama y precios relativamente bajos), haber manejado muy bien su estrategia de comunicación, liberando detalles con cuentagotas y ofrecer lo que, en los papeles, es una propuesta formidable.

El OnePlus One, que saldrá a la venta en poco más de 24 horas, tiene un chip Qualcomm Snapdragon 801 (el mismo que el Galaxy S5, Xperia Z2, etcétera), 3 GB de RAM, una pantalla Full HD de 5,5 pulgadas (IPS), una cámara de 13 megapixeles con sensor Sony (y cámara frontal de 5 megapixeles), tres micrófonos para cancelación de ruido, soporte para redes LTE, NFC, Bluetooth 4.1, USB OnTheGo, batería de 3100 mAh y usa CyanogenMod , una versión modificada de Android.

Pesa 162 gramos, el grosor es de 8,9 mm y la tapa de la batería puede ser de madera, kevlar, tela de jean (denim) y otros materiales. En Estados Unidos, Asia y parte de Europa tendrá un precio de 299 dólares para la versión de 16 GB, y de 349 dolares para la versión de 64 GB, en ambos casos sin línea, y ofreciendo un precio menor al Nexus 5 ( el más reciente caso de "bueno y barato" ). Un detalle simpático es que usa el nuevo estándar eMMC 5.0 para el almacenamiento, por lo que acceder a los archivos y aplicaciones guardados en esa memoria será más veloz.

Para obtener uno hay que recibir una invitación, otra muestra más de las estrategias que están usando para intentar hacerlo más atractivo, y un ejemplo de las prácticas de marketing que han implementado otros competidores de origen chino; Xiaomi elige vender tandas de equipos en Internet que se agotan en minutos; junto con Oppo y Meizu son la avanzada de compañías orientales que han logrado dejar de ser marcas de tercera categoría para empezar a jugar entre los grandes del sector (aunque es difícil verlos fuera de China todavía).

¿Será bueno? ¿Será un fiasco? Imposible saberlo ahora; pero el OnePlus One muestra qué puede hacerse cuando ciertos elementos -Android, los mismos componentes que usan sus competidores- son más o menos estandarizados. Por supuesto, esto no alcanza (cómo se integran, su calidad, la atención a los detalles, son clave), pero es sin duda una interesante primera propuesta.

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.