Por un Jimmy Butler sensacional, Miami Heat le ganó a Los Angeles Lakers y sigue en pie en la final de la NBA

Un mano a mano de colosos: Jimmy Butler registró 35 puntos, 12 rebotes y 11 asistencias, y LeBron James, 40, 13 y 7, respectivamente.
Un mano a mano de colosos: Jimmy Butler registró 35 puntos, 12 rebotes y 11 asistencias, y LeBron James, 40, 13 y 7, respectivamente. Fuente: AP
(0)
9 de octubre de 2020  • 23:59

Con otra épica actuación de su estrella Jimmy Butler, Miami Heat derrotó en un último minuto electrizante a Los Angeles Lakers por 111 a 108 y evitó que el equipo de LeBron James se proclamara campeón de la NBA. El conjunto californiano, que sigue con ventaja, pero ahora de 3-2, en la serie final, tendrá el domingo en la burbuja de Disney World, desde las 20.30 de la Argentina, una nueva oportunidad de lograr su 17º título.

Con un 108-109 en el marcador, Lakers tuvo la última posesión para ganar el juego y conquistar el anillo, pero Danny Green erró sin marca un intento de triple de frente al aro y Markieff Morris, que tomó el rebote ofensivo, hizo un pase a Anthony Davis que terminó con el balón fuera.

En un juego de victoria obligatoria para Miami, Butler volvió a echarse al equipo a su espalda: descansó apenas 49 segundos en los 48 minutos del juego y firmó un espectacular triple-doble de 35 puntos, 12 rebotes y 11 asistencias. Salió victorioso de un antológico duelo de estrellas con LeBron James, que terminó con 40 tantos, 13 recobres y 7 pases-gol.

Habrá por lo menos una escena más como ésta en la final de la NBA: con el 111-108 del viernes, Miami se garantizó disputar este domingo el punto de la serie con Lakers, que está delante por 3-2.
Habrá por lo menos una escena más como ésta en la final de la NBA: con el 111-108 del viernes, Miami se garantizó disputar este domingo el punto de la serie con Lakers, que está delante por 3-2. Fuente: AFP

"Esta vez tuvimos un poco de suerte de que Danny Green fallara el triple. Simplemente, jugamos duro. Llegamos a donde queríamos en la ofensiva, compartimos el balón como siempre lo hacemos", comentó Butler. Su director técnico, Erik Spoelstra, lo halagó: "Butler es el competidor definitivo, y cuando llega a la máxima exigencia, esto es lo que pasa". Pero el entrenador advirtió: "No podemos celebrar mucho tiempo. Hay que mirar adelante y estar listos para el siguiente partido".

Una vez más, Goran Dragic, una de las estrellas de Miami, no pudo ser de la partida. Con tristeza debió aceptar que el desgarro en la planta del pie izquierdo lo dejaría fuera por cuarto partido seguido (se lesionó en el primero), y a pesar de no contar con el base esloveno Heat se las arregló para dar pelea desde el principio al favorito. De hecho, estuvo al frente en el tablero durante casi todo el encuentro.

Butler zafó de una sanción importante por una refriega con Dwight Howard al principio y redondeó una excelente actuación; lo de LeBron James fue descomunal, pero no alcanzó para Lakers en el quinto enfrentamiento.
Butler zafó de una sanción importante por una refriega con Dwight Howard al principio y redondeó una excelente actuación; lo de LeBron James fue descomunal, pero no alcanzó para Lakers en el quinto enfrentamiento. Fuente: AP

Butler no hizo todo, por supuesto. Tuvo el crucial apoyo del escolta Duncan Robinson, autor de 26 puntos, incluidos 7 triples, y el respaldo del novato Tyler Herro, que anotó 12 tantos.

Por el lado de Los Angeles, Davis dio un susto a 48,4 segundos del fin del primer cuarto cuando, tras saltar por un rebote, cayó al suelo con dolor en el pie derecho. El pivote se retiró rengueando al banco y Lakers informaría que se había agravado una contusión en el talón derecho, pero a los tres minutos del segundo parcial volvió sin aparentes secuelas, al punto de que terminó el encuentro con 28 puntos y 12 rebotes.

"Es una derrota dura. Estuvimos cerca", apuntó el DT de Lakers, Frank Vogel. "Pero vamos a recuperarnos. Seguro", confió para este domingo.

Conforme a los criterios de

Más información

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.