Boca-Godoy Cruz, por la Superliga: con un bombazo de Tevez y dos gritos de Salvio los xeneizes no le pierden pisada a River

Salvio y Buffarini abrazan a Tevez después del gol del capitán, que abrió el camino del triunfo
Salvio y Buffarini abrazan a Tevez después del gol del capitán, que abrió el camino del triunfo Fuente: FotoBAIRES
Claudio Mauri
(0)
23 de febrero de 2020  • 23:04

Para continuar en la pelea por el título, Boca hizo lo que debía, asumió la responsabilidad que le correspondía: establecer una marcada diferencia futbolística sobre un rival inferior. No dejó margen para la sorpresa ni se distrajo como para que Godoy Cruz ofreciera algo distinto a lo que es, el peor equipo de la Superliga.

Boca consolida la estructura que Miguel Russo eligió para encarar esta recta final. Quizá no sea el Boca del futuro, pero sí ofrece respuestas satisfactorias. Los retoques que introdujo el entrenador le están respondiendo. Campuzano hizo olvidar la cadencia de Marcone con su vitalidad para cubrir metros, cortar y mover rápido la pelota. El colombiano juega con la confianza del que se siente respaldado.

Otro que se ganó un lugar es Villa, el primer encargado en hacer crujir la endeble defensa visitante. Cada incursión del extremo colombiano por la izquierda era un padecimiento para Carrasco y el zaguero central que iba en su ayuda.

Fuente: LA NACION - Crédito: Mauro Alfieri

El arquero Rey se presentaba como la mayor oposición a la ofensiva local. Se había mostrado firme en una llegada de Villa y otra de Tevez. Pero no pasó mucho tiempo para que quedara en evidencia por qué Godoy Cruz es el último del torneo y el que recibió más goles (43). Un equipo que entró a protegerse y a achicar espacios en su campo cometió el desliz de estar en babia cuando Pol Fernández jugó rápido un tiro libre apenas pasado el círculo central. Tevez encaró con libertad y antes de que fuera encimado sacó un derechazo que doblegó las flojas manos de Rey. Fue el cuarto tanto de Tevez en este 2020, una cosecha que le permite ser el máximo anotador del equipo, con siete.

El gol de Tevez

El gol de Carlos Tevez para hacer explotar la Bombonera

00:49
Video

De esta manera, Tevez le dio continuidad a esta versión goleadora, favorecida porque está más cerca del área y porque Soldano hace un sacrificado desgaste en tres cuartos de campo. La mayoría de las veces que el exUnión bajó se quedó con alguna pelota rival por su decisión para interceptar o ir al cuerpo a cuerpo.

Pudo sacar una diferencia más amplia Boca en el primer tiempo. Salvio, por entonces discontinuo e irregular, se perdió un gol a un metro del arco luego de una pelota que había recuperado Soldano para un ataque que condujo Tevez por la derecha. El exLanús se reservó para definir el partido cuando quedaban menos de 10 minutos.

La expulsión de Herrera

El cruce de Herrera sobre Tevez

00:53
Video

De Godoy Cruz casi no había noticias. A su mejor futbolista, el Morro García, casi no le llegaba la pelota. En las pocas ocasiones que eso ocurría, la calidad de sus descargas no encontraba socios. Una asistencia del uruguayo lo puso a su compatriota Merentiel en situación de definición, pero por su falta de perfil zurdo se demoró y posibilitó la cobertura salvadora de Izquierdoz. Esto sucedió al comienzo del segundo tiempo, cuando unos minutos antes, durante el descanso, desde el corazón de la tribuna que ocupa la 12 y en otros sectores se cantó a favor de Diego Maradona. Un mensaje para el presidente Jorge Ameal y Juan Román Riquelme, que meditan qué recepción le darán al técnico de Gimnasia cuando visite la Bombonera dentro de dos semanas.

Lo más destacado de Boca fue en la primera etapa, si bien la diferencia la plasmó en el final del partido. Godoy Cruz se animaba un poco más y lo preocupó con un par de llegadas. El juego de Boca iba perdiendo fluidez y cohesión. Los avances eran más turbios, carecía de juego asociado y tampoco afinaba el contraataque cuando Godoy Cruz daba un paso al frente.

El primero de Salvio

Un bombazo de Toto Salvio para el 2-0

00:46
Video

La insinuación del conjunto mendocino se extinguió cuando Herrera le entró con alevosía a un tobillo de Tevez. Con 10, Godoy Cruz ya no pudo hacer valer la mejoría que había experimentado con el ingreso de Brunetta.

El encuentro volvía a depender en exclusividad del interés de Boca, que se llenaba los oídos con los cantos de la hinchada sobre los supuestos miedos de River para sostener el primer puesto. Entró Capaldo para sumar músculo y conducción desde el medio. En los últimos 10 minutos, el diestro Salvio demostró que su zurda también despide pólvora. Con dos latigazos estiró la victoria a cifras de goleada. El primero, con un recorte hacia adentro, y el segundo, al quedarle una pelota suelta en el área.

El segundo de Salvio

El tanto que selló la victoria 3-0 de Boca

01:34
Video

Como en Santiago del Estero, Boca resolvió el pleito con la contundencia de una goleada. Sus goles no siempre son una consecuencia directa de su juego, pero no deja de avisar que en cualquier momento puede quebrar al adversario, y más si son de la endeblez de Godoy Cruz.

Los triunfos son un derivado de la disposición de una formación con un marcado perfil ofensivo, con jugadores que le gusta llegar hasta el área. Con esto, y un fixture bastante benigno al que le hinca el diente con hambre, le alcanza para seguir peleándole el campeonato a River y no deja de respirarle en la nuca.

Fuente: LA NACION - Crédito: Mauro Alfieri

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.