Bundesliga. Sin público, hay más triunfos visitantes, pero algo no se altera: Bayern se encamina al octavo título

El golazo de emboquillada de Kimmich por encima de la estirada del arquero Burki
El golazo de emboquillada de Kimmich por encima de la estirada del arquero Burki Crédito: DPA
Claudio Mauri
(0)
26 de mayo de 2020  • 18:33

Las pocas ligas del mundo que se animan a desafiar la pandemia del coronavirus no pueden sustraerse a una condición esencial: jugar a puertas cerradas, sin público. Ya hay debates incipientes sobre la influencia que ejercen los ambientes silenciosos en los partidos. Una de las cuestiones que se aborda es la esterilización del factor campo. Ser local quizá ya no sea una ventaja para el anfitrión. Como si un aire de neutralidad terrenal se apoderara de los desarrollos.

Es muy probable que sea temprano para sacar conclusiones, pero el comienzo de la tercera fecha desde la reanudación de la Bundesliga entrega algunos números indicativos. De 22 encuentros disputados, hubo 12 victorias visitantes (54,5%), tres locales (13%) y siete empates.

A falta de saber si esta tendencia se consolidará en una temporada que se completará sin la presencia de hinchas, el sitio de estadísticas BuLi-Box hace un recuento que muestra una historial inverso a esta actualidad, con un 50,9 por ciento de éxitos locales y un 23,4 de visitantes desde que comenzó a disputarse la Bundesliga, en 1963.

Los jugadores de Bayern Munich festejan un gol y un triunfo que los acerca a la octava Bundesliga consecutiva
Los jugadores de Bayern Munich festejan un gol y un triunfo que los acerca a la octava Bundesliga consecutiva Fuente: AFP

El último éxito de un equipo que viene de afuera es el que le permite a Bayern Munich acercarse a su octava Bundesliga consecutiva.Se impuso 1-0 en el clásico ante Borussia Dortmund y sacó una ventaja de siete puntos sobre su vencido, cuando quedan 16 unidades por delante. Acostumbrado a controlar la competencia doméstica con puño de hierro, nadie imagina que al club bávaro se le pueda escapar una nueva coronación. Encaminado al título, tendrá margen para enfocarse cuando se conozcan las fechas del regreso de la Champions League, en la que tiene muy avanzada su clasificación a los cuartos de final tras el 3-0 sobre Chelsea en Stamford Bridge. Luego sobrevino la pausa que se mantiene por la diseminación del Covid-19.

El clásico que estaba precedido como el duelo generacional de goleadores, entre el consumado Robert Lewandowski (229 tantos en 315 cotejos de Bundesliga) y el emergente Erling Haaland (11 festejos en igual cantidad de encuentros desde que se incorporó en enero), se definió por una exquisita definición de Joshua Kimmich, a quien Pep Guardiola se encargó de promover cuando era un juvenil. La jornada negativa de Halaand, con un solo remate al arco de los cinco que intentó, se completó con la lesión en una pierna que lo obligó a ser reemplazado a los 26 minutos del segundo tiempo.

El golazo de Kimmich

El golazo del volante central Kimmich fue en el arco que da al Muro Amarillo del Signal Iduna Park. Una tribuna con capacidad para 26.000 espectadores que suele ser un espectáculo visual y sonoro, ahora transformado en un testigo desierto y mudo de lo que ocurría en el terreno.

Por tratarse del Bayern, su triunfo de visitante es el menos sorpresivo de todos los que se dieron, si bien el Dortmund es el rival, por individualidades y funcionamiento, que más problemas podía ocasionarle. De hecho, lo puso en aprietos en los primeros 20 minutos y en algunos pasajes del segundo tiempo. Pero Bayern está lo suficientemente curtido como para no asimilar los momentos adversos.

El conjunto dirigido por Hans-Dieter Flick, que fue confirmado en el cargo tras asumir como interino por la salida de Niko Kovac, es el más goleador de visitante, con 38. Antes del encuentro, Flick había dicho que se quedaba contento con dejar su arco en cero. Objetivo cumplido, con el mérito añadido de haber neutralizado al conjunto más efectivo de local, con 45 tantos.

Fútbol sin público, ventaja para los visitantes en la Bundesliga
Fútbol sin público, ventaja para los visitantes en la Bundesliga Fuente: Reuters

Ausente por lesión Thiago Alcántara, Kimmich se ubicó de volante central, con Müller y Goretzka de interiores, por detrás del tridente Coman, Lewandowski y Gnabry. En este esquema ofensivo, cerca del final del primer tiempo, Kimmich se descolgó hasta cerca del área local para interceptar un pase y, hundiendo el pie derecho debajo la pelota, armó una emboquilla que Burki no alcanzó a despejar en su desesperado retroceso.

Tras el partido, mientras Kimmich atendía a la prensa con el debido distanciamiento social, el histriónico Müller apareció por detrás al grito "¡Golazo!". Más circunspecto, el futbolista que le puso la firma al 1-0 expresó: "El tiro me salió espontáneo. Aunque antes del partido nos dijeron que Burki suele estar adelantado. En los entrenamientos lo estuve intentando con el empeine, pero no me salía.".

El desarrollo fue muy igualado. Se repartieron la posesión -50 por ciento para cada uno- y se contabilizaron 10 remates (cinco al arco) del Dortmund por nueve del Bayern (tres). El juego resultó más fluido y coordinado en la primera etapa. Ambos equipos buscaron ensanchar el campo en los avances, con especialistas por las bandas. En Bayern, los laterales Pavard y el canadiense Davies (una de las revelaciones de la temporada) doblaban a los extremos Coman y Gnabry. En el Dortmund, los carrileros Hakimi (ex Real Madrid) y el portugués Guerreiro (estuvo en el radar de Barcelona) se encargaron de profundizar por los costados.

Acostumbrado a ganar cuando es superior a la mayoría de los rivales, Bayern también inclina la balanza cuando le juegan de igual a igual, como hizo el Dortmund. Con o sin público, hay algo que no se altera: Bayern va directo al título.

Los resultados de los partidos de hoy

  • Borussia Dortmund 0 vs. Bayern Munich 1
  • Bayer Leverkusen 1 vs. Wolfsburg 4
  • Eintracht Frankfurt 3 vs. Freiburg 3
  • Werder Bremen 0 vs. Borussia Moenchengladbach 0

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.