Emiliano Martínez, campeón con Arsenal: la revancha esperada del eterno suplente

Emiliano Martínez, feliz: el arquero logró su primer título con Arsenal
Emiliano Martínez, feliz: el arquero logró su primer título con Arsenal Fuente: Reuters
Alejandro Casar González
(0)
1 de agosto de 2020  • 17:44

"No puedo hablar". El marplatense Emiliano Martínez se quiebra al lograr el sueño de su vida: ser campeón con Arsenal, el club al que llegó hace más de diez años. Los ojeadores del equipo londinense lo vieron jugando con la camiseta argentina en la selección sub 17 y le ofrecieron un millón de euros a Independiente, dueño de su pase. Era 2009 y, con la propuesta en la mano, el juvenil arquero habló con su familia. Se la jugó y viajó a Europa solo con sus sueños.

En Londres, su historia fue la de cientos de jóvenes talentos que emigran en busca de un mejor futuro: seis cesiones en diez años. Recién tuvo continuidad en la última, en Reading, de la Championship, donde disputó 18 partidos. Al final de la temporada 18-19, "Dibu" (tal su sobrenombre) volvió a la capital. Al banco de suplentes. A ser "el segundo de". Esta vez, del alemán Bernd Leno.

La camiseta que lució Martínez después de la final: Arsenal ganó la FA Cup 14 veces
La camiseta que lució Martínez después de la final: Arsenal ganó la FA Cup 14 veces Fuente: AFP

Pero el guardavallas germano se lesionó en un partido de la Premier y se despidió de la temporada. Después de tanto sacrificio, Martínez se juró que sería su hora. Y se adueñó del arco de Arsenal. Un poco por el problema físico de su compañero. Otro poco por su talento. Y, sobre todo, por el esfuerzo. "Mucho respeto por este hombre. Mucho. Sos el mejor", dice Pierre-Emerick Aubameyang, el delantero que hizo los dos goles en la final de la FA Cup y fue el gran responsable del título de los Gunners. "No puedo creerlo. Mi familia... no puedo hablar. Le dije [a Aubameyang] antes del juego, nos vas a hacer ganar el juego. Él ayudó mucho", le responde el argentino, llorando, cuando el entrevistador le recuerda el esfuerzo que hizo para estar allí.

Martínez, en su hora de gloria

"No he visto a mis padres por un año por la cuarentena, pero al menos ahora podemos pagar las cuentas para que me vean por televisión en la final", había dicho Martínez antes del partido en una entrevista con The Sun. "Venimos de una familia pobre y para ellos verme levantar un trofeo y ponerme una medalla sería algo especial", anticipó el guardavallas, que tuvo una sobria final de FA Cup.

La emoción después de la final

Martínez le ganó el duelo de arqueros argentinos a Wilfredo Caballero, quien atajó para Chelsea. Los dos arrancaron la temporada como suplentes y la terminaron como inquilinos del arco. En el caso de Caballero, se calzó los guantes por los bajos rendimientos de su colega español Kepa Arrizabalaga. No pudo hacer nada frente al penal, primero, y a la sutil definición del delantero gabonés de Arsenal, en la jugada del segundo gol.

La gloria quedó para Martínez, que después de una década hizo realidad su sueño, aunque sigue extrañando a su familia como el día en que se fue. Ese arquero juvenil hoy, a los 28 años y casado con una inglesa, parece un veterano al que le sobran batallas: Oxford, Sheffield, Rotherham, Wolverhampton y Reading fueron sus ciudades en Inglaterra. Getafe, en España. Pero él sólo quería triunfar en Londres. Y se le hizo realidad en el mítico estadio de Wembley.

El golazo de Aubameyang que valió un título

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.