Federico Fazio, entre la Champions League y el Mundial Rusia 2018: el turista romano que eliminó a Barcelona y revive Italia '90 cada día

Federico Fazio
Federico Fazio
Andrés Eliceche
(0)
23 de abril de 2018  • 23:59

Fazio va y viene todo el tiempo. El sábado, con Roma, le ganó a SPAL como visitante un partido clave para mantenerse en puestos de clasificación a la próxima Champions, el plan del domingo en la Città Eterna fue comprar con su mujer el cochecito para el hijo que tendrán, el lunes viajó con sus compañeros a Liverpool y esta noche jugará allí por la semifinal de ida de la Champions. Y así, hasta que termine la temporada... Y se venga el Mundial. Él dice estar feliz con tanto ajetreo, reconocido como un referente en el club cuando no lleva todavía dos años allí: "En Sevilla estuve mil años, fui capitán, campeón, líder... Quería probarme en otro país, en otra cultura. En Inglaterra no tuve suerte: jugué mucho en Tottenham pero sabía que no iba a quedar. Acá jugué 48 partidos la temporada pasada y en esta también juego siempre. Además la ciudad me encanta, la comida también. Disfruto todo eso. La pasión por el fútbol es como en Argentina, pero podemos salir, caminar entre los turistas. Hay una colina de Roma desde donde se ve toda la ciudad, ahí vamos siempre. Y nos gusta descubrir lugares no tan concurridos. Está bueno, uno no sabe qué va a pasar al año siguiente", razona. Sus cuentas en las redes sociales lo certifican: como cualquier visitante, Federico y Alejandra posan con el Coliseo detrás, en un bar del Trastevere, en la zona del Vaticano...

En estos días, mitad de la ciudad está revolucionada: que la Roma haya eliminado a Barcelona de la Champions fue histórico. Tanto que el presidente del club debió pagar una multa por haberse tirado en una fuente pública esa noche, para festejar. "Fue un impacto grande. Pero no hubo tiempo para celebrar mucho, ni siquiera hicimos una cena: enseguida tuvimos el clásico y estamos peleando con Lazio e Inter por meternos en la Champions de nuevo. La gente nos habla todo el tiempo de las semifinales con Liverpool. Es difícil abstraerse, eso te contagia un poco. Mentalmente es más fácil jugar contra el Barcelona que contra el SPAL: contra los equipos chicos te reforzás como grupo, porque ganás y te sentís mejor", compara.

A sus 31 años, este defensor de 1,95 metro se instaló en este lugar de privilegio con un amigo suyo, al que conoció cuando coincidieron en 2007 en el Sevilla B: Diego Perotti. "Es una revancha como amigos estar en semis de Champions, con Sevilla nunca habíamos pasado fase de grupos. Siempre nos nos juntábamos a ver estas instancias por la tele, y ahora vamos a estar adentro. Roma nunca ganó la Champions, sería increíble lograrlo", proyecta. Y en ese ir y venir constante, los entrenamientos transcurren en Trigoria, la ciudad deportiva del club, la misma que utilizó la selección argentina como base en el Mundial Italia '90: "Burruchaga me contó mil historias de aquella época. Las locuras de Bilardo, las cosas de Maradona, la anécdota de la bandera quemada... Todos los días paso por dónde dormían, las habitaciones están iguales".

-¿En el chat de los jugadores de la selección hubo algún comentario después de que le ganaran a Barcelona?

–Nooo, nadie dice nada en estos partidos, es difícil. Ahora el chat no está tan activo, cada uno está en sus cosas, terminando la temporada. Ni tenés tiempo de pensar en el Mundial con todo lo que está pasando acá.

Fazio con la celeste y blanca

Feerico Fazio debutó en la selección mayor el 1 de junio de 2011: esa noche, Nigeria le ganó por 4-1 a la Argentina como local, en un amistoso. Al equipo lo dirigía Sergio Batista y el defensor jugó los 90 minutos.

En total suma sólo 8 partidos con la mayor: 5 amistosos y 3 en las recientes eliminatorias. Sampaoli lo proyecta como titular en el Mundial de Rusia, compartiendo la zaga con Nicolás Otamendi. Marcó un gol: el primero del 6-0 a Singapur, el 13 de junio del año pasado, en aquel país.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.