Milito y Cocca, una historia de contrapuntos en Racing

Fuente: FotoBAIRES
Tras la derrota con Independiente, otra vez quedaron expuestas las diferencias entre el máximo referente y el entrenador; un tema sin resolver en la Academia
Christian Leblebidjian
(0)
15 de septiembre de 2015  • 07:31

La derrota ante Independiente golpeó duro en Racing . Teniendo en cuenta el presente de la Academia, siendo el último campeón y estando entre los cuatro primeros del actual torneo, todavía además protagonista en la Copa Argentina, el 0-3 podría poner en remojo algunas cuestiones a corregir, pero el día después mostró algo más: un contrapunto entre Diego Milito , máximo referente, y el entrenador Diego Cocca . Y no es la primera vez que entre el DT y el delantero opinan distinto desde lo futbolístico.

La historia comenzó el 15 de noviembre de 2014, ante Quilmes, cuando a los 26 minutos del segundo tiempo Cocca resolvió el ingreso de Gabriel Hauche , pero reemplazando a Milito y dejando a Gustavo Bou en el campo de juego. ¿Cómo terminó la historia? Bou hizo un golazo de tiro libre y Racing consiguió un triunfo importante (1-0) en el campeonato que luego conseguiría. Pero cuando Milito vio el cartel y se dio cuenta de que salía, miró a Cocca y le dijo: "¿qué hacés?" empezó a poner caritas, se enojó, tiró la cinta de capitán, un botellazo contra el banco de suplentes y pateó el pasto. Al final de ese partido, cuando le preguntaron al DT sobre el tema, opinó: "Tengo tres delanteros muy buenos. Me comeré las puteadas yo, pero si gana Racing está todo bien". A partir de allí, nada fue igual, por más que desde las dos partes intentaron un acercamiento y se propusieron continuar con una relación de respeto.

Volviendo al presente, hay que dividir la situación en dos: ante Independiente, luego de la expulsión de Acuña, el contexto indicaba que una de las alternativas pudo haber sido la salida de Milito. Pero Cocca nunca reemplazó al capitán esta vez. Luego, el entrenador justificó el 0-3, en gran medida, por el arbitraje de Patricio Loustau. El juez dirigió bien, pero para Cocca todo cambió con la no expulsión de Jesús Méndez (golpe a Acuña), ya que sostiene que no midió con la misma vara la roja a su jugador: "Méndez metió un codazo y a ellos les saca amarilla y a nosotros, roja. Si hubiera expulsado a Méndez, nosotros quedábamos con 11 y ellos con 10; era otra cosa. Racing jugaba mejor, pero eso terminó de inclinar la balanza y no pudimos levantarnos".

Ayer Milito opinó distinto: "Me pareció que Loustau dirigió bien. Hemos perdido bien más allá de la expulsión. La actuación del árbitro no fue condicionante para perder el clásico". Y hasta remarcó más responsabilidad en su compañero, por hacerse expulsar tontamente. "Acuña es un chico extraordinario y un jugador importante para el equipo. Es joven y esto que le pasó le servirá de experiencia para el futuro. Ya lo hemos hablado". Además, el goleador hizo hincapié en que Racing debe mejorar el juego si quiere seguir adelante en la Copa Argentina y pidió un análisis mejor puertas para adentro, aunque también que los hinchas sigan confiando en el equipo: "Perdimos bien. Tenemos que tener autocrítica, algo que este grupo siempre tuvo. Han jugado mejor que nosotros y, cuando no se juega bien, siempre hay más posibilidades de perder. Eso fue lo que pasó. Dimos mucha ventaja, pero no entramos dormidos a jugar el partido. El rival también juega y nosotros no jugamos bien y no tuvimos la intensidad que sí habíamos mostrado frente a Gimnasia (triunfo por 2-0)". De todas formas, agregó: "Le pido a la gente que siga confiando en este equipo. Seguramente (los hinchas) estén dolidos como nosotros pero van a seguir apoyando. Estamos vivos tanto en el torneo como en la Copa".

Milito comparó la goleada sufrida ante Independiente con la eliminación de la Copa Libertadores ante Guaraní, como los dos golpes más duros del año. Casualmente, una llave que sirve como anclaje para otros puntos de vista distintos entre Cocca y Milito. Tras la eliminación del certamen internacional, el 29 de mayo pasado, Milito dijo. "En Paraguay (caída por 0-1) se nos fue gran parte de la clasificación porque no salimos a jugar con la decisión que sí tuvimos en la revancha. Creo que eso lo terminamos pagando. Nos faltó audacia en el primer partido ante Guaraní, no estuvimos a la altura de las circunstancias, como sí lo hicimos en el desquite, a pesar del 0-0".

Todavía no está resuelta la continuidad de Diego Cocca para 2016, como tampoco que Milito (de 36 años) siga jugando por sus constantes dolores en su rodilla izquierda. Pase lo que pase, las diferencias entre ellos siguen siendo un tema a resolver. Mientras tanto, Racing se enfrentará con San Lorenzo el próximo jueves en el estadio Ciudad de La Plata, por los cuartos de final de la Copa Argentina. Será una oportunidad para que la Academia se reencuentre con su juego y poder ofensivo.

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.