Ricardo Zielinski, un DT "sin trabajo" que se acerca a Avellaneda