El campeón se quedó afuera: San Lorenzo estuvo muy lejos de la clasificación