Tiger Woods no pudo con el corte en su regreso al PGA Tour

Tras su primer torneo oficial en 522 días dijo sentirse bien, "con más paciencia" en el campo
Gustavo S. González
(0)
28 de enero de 2017  

Fuente: LA NACION

SAN DIEGO, Estados Unidos.- Tiger Woods no pasó el corte en el Farmers Insurance Open, torneo del PGA Tour que se juega en San Diego, California. La noticia siempre es Tiger y lo será mientras este regreso se haga largo en penurias, que por ahora derivan en inéditos resultados para el ex número 1, o terminen con actuaciones como las del pasado de estrella que acechaba los récords de Jack Nicklaus .

En la cancha de Torrey Pines, el estadounidense empezó una serie de cuatro torneos en los que pone a prueba su espalda, que padeció dos operaciones en los 16 meses que pasaron entre su último torneo de 2015 y la reaparición en Bahamas, en diciembre, con regular resultado: terminó 10° entre los 18 jugadores que compitieron en Hero World Challenge, a 11 golpes del japonés Hideki Matsuyama. Ayer, Woods finalizó 4 sobre par (el corte fue en el par), después de que en la primera hiciera 76 (4+) y ahora mejorara, para cerrar en el par.

Como contagiados por la figura, el australiano Jason Day, número uno del ranking mundial, y el estadounidense Dustin Johnson, reinante Jugador del Año, sus compañeros de grupo, tampoco jugarán hoy y mañana, pues quedaron 3 y 2 sobre par respectivamente.

Tiger pasó más de un mes practicando "cinco días a la semana", como aseguró antes de comenzar el certamen de San Diego, y a fin de año jugó con el entonces presidente electo Donald Trump. El golfista vive en la zona sur de Miami, y Trump tiene una residencia de descanso en West Palm Beach. No era la primera vez que Woods tenía este tipo de matches: ya había jugado con Barack Obama.

Ahora, en la costa opuesta, con un clima inusualmente fresco, Tiger llegó con una pequeña modificación en la bolsa, al cambiar la madera 3. "Es uno de mis torneos favoritos, me siento muy cómodo (lo ganó 5 veces). Me preparé bien, me siento fuerte, con ganas de luchar, así que sólo necesito salir y jugar y ver qué pasa", había declarado, distentido y de buen humor. Sin embargo, el dato del frío por las mañanas pesó, aunque lo tomó con paciencia: "Es algo que aprendí con mis dos hijos".

Sobre su desempeño en Torrey Pines, opinó: "Es frustrante no jugar el fin de semana. Hice ajustes hoy (por ayer), con buena comunicación con mi caddie; mejoré mi postura frente a la pelota, le pegué mejor. Quiero jugar muchos torneos porque no es lo mismo practicar con amigos que competir".

El argentino Emiliano Grillo se destacó. Luego de una primera vuelta de 72, ayer hizo 69 (-3) y quedó con 141 golpes, a 5 del líder, el británico Justin Rose. Un águila en el hoyo 1 (par 5) fue lo mejor de una tarde en la que agregó cinco birdies y cuatro bogeys. Estas actuaciones del chaqueño ya no extrañan.

Julián Etulain es el otro argentino que completará las cuatro vueltas, pues ayer quedó justo con 144 (par). En cambio, el bahiense Miguel Ángel Carballo no superó la marca mínima: completó 147 (+4), tras un buen inicio de73 golpes anteayer. ß

9x6

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.