Equitación / Los Juegos Ecuestres Mundiales. La ilusión se sube al caballo