La maldición de los campeones: un fenómeno moderno de los Mundiales que ahora se cobró a Alemania

Fabio Canavaro no lo puede creer: Italia, campeón en 2006, queda eliminado contra Eslovaquia en Sudáfrica 2010
Fabio Canavaro no lo puede creer: Italia, campeón en 2006, queda eliminado contra Eslovaquia en Sudáfrica 2010 Fuente: Reuters
Matías Baldo
(0)
27 de junio de 2018  • 13:50

Tras su consagración en Brasil, Alemania se convirtió en el sexto campeón del mundo en quedar afuera en la primera rueda del certamen siguiente. Su caída por 2-0 frente a Corea del Sur lo eliminó del Mundial Rusia 2018 , un fracaso inesperado para el proyecto teutón.

Resumen del partido Corea del Sur - Alemania en el Mundial de Rusia 2018

01:18
Video

El primer antecedente se remonta a 1950. La Copa del Mundo había suspendido sus últimas dos ediciones por la Segunda Guerra Mundial e Italia, campeón en el certamen celebrado 12 años atrás en Francia, integró el Grupo 3 junto a Suecia y Paraguay. La Azzurra se despidió abruptamente tras caer en la primera fecha frente a Suecia y pese a su triunfo en la última jornada ante Paraguay. Eran otros tiempos del fútbol, con un certamen disputado por apenas 13 equipos.

Brasil llegó a Inglaterra 1966 como bicampeón del Mundo tras sus consagraciones en Suecia 1958 y Chile 1962. La Verdeamarela, que llegó a territorio inglés con Pelé y Garrincha convertidos en dos de los mejores jugadores del mundo, integró el "G rupo de la muerte" junto a Portugal, Hungría y Bulgaria.

El triunfo frente a los búlgaros en el debut fue una victoria pírrica: Pelé fue severamente castigado por los rivales y debió ser preservado para el segundo encuentro frente a los húngaros. Brasil cayó en el segundo cotejo por 3-1 y en la última jornada la Portugal de Eusebio le dio la última estocada por idéntico resultado. Pelé disputó ese último partido, pero lejos estaba de su plenitud física y los brasileños, entre reclamos por una conspiración, se despidieron en la primera fase del certamen.

"Es vergonzoso", dicen acongojados alemanes - Fuente: AFP

01:15
Video

Cuatro de los últimos cinco, afuera

La historia moderna brinda aún más ejemplos con una asombrosa particularidad: cuatro de los últimos cinco campeones quedaron eliminados en la primera etapa del certamen posterior.

Francia fue campeón en el certamen que celebró en su propio país en 1998 de la mano de Zinedine Zidane , pero cuatro años después terminó colista con apenas un punto del Grupo A que integraba junto a Dinamarca, Senegal y Uruguay. Brasil, campeón en Corea y Japón 2002 con Ronaldo , Ronaldinho y Rivaldo, fue el único que se salvó de la maldición, aunque su suerte no fue mucho mayor en Alemania 2006: Francia eliminó a la Canarinha en cuartos de final.

La sorprendente Italia que se consagró en Alemania 2006, con Fabio Cannavaro como capitán, fracasó estrepitosamente cuatro años después: postergados por Paraguay, Eslovaquia y Nueva Zelanda, los italianos finalizaron en el último lugar del Grupo F.

España tampoco se salvó: tras obnubilar al mundo con su fútbol en Sudáfrica 2010 conducido por Andrés Iniesta y Xavi Hernández , el certamen de Brasil 2014 le deparó una pesadilla. Holanda fue su verdugo en la primera fecha y Chile, con Jorge Sampaoli al mando, sepultó sus chances en la segunda jornada.

David Silva, Sergio Busquets, Diego Costa, Andres Iniesta y Xabi Alonso son la imagen de la decepción de España en Brasil 2014
David Silva, Sergio Busquets, Diego Costa, Andres Iniesta y Xabi Alonso son la imagen de la decepción de España en Brasil 2014 Fuente: Reuters

Alemania, uno de los paradigmas del fútbol moderno, consagrado en Brasil 2014 al vencer a la Argentina en la final con el gol de Mario Gotze, tampoco pudo escaparle a la maldición en este Mundial: cayó con México en el debut, venció sobre el final a Suecia por 2-1 y perdió con Corea del Sur por 2-0 en su rápida despedida. Un tremendo impacto para su historia que inclluye cuatro conquistas de Mundiales.

ADEMÁS

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.