Cómo es Marista, el más sorpresivo de los semifinalistas de un impredecible Nacional de Clubes

Marista tiene un plantel lleno de jóvenes que les contagiaron a los grandes sus ganas de ganar.
Marista tiene un plantel lleno de jóvenes que les contagiaron a los grandes sus ganas de ganar. Fuente: LA NACION - Crédito: Rodrigo Néspolo
Agustín Monguillot
(0)
3 de noviembre de 2019  • 09:00

Y un día, el Nacional de Clubes se volvió impredecible. Después de años de dominio de Buenos Aires, tres de los cuatros semifinalistas del torneo que organiza la Unión Argentina de Rugby son del interior. En este escenario, la mayor sorpresa es de Marista, que superó como visitante a Pucará por 29 a 24 y se convirtió en el primer equipo mendocino en llegar a esta instancia después de 23 años.

Es inobjetable que la victoria de Marista fue inesperada, pero también que cuenta con pergaminos suficientes. Se tomó revancha ante Los Tordos en el Top 8 Cuyano, después de perder dos finales consecutivas contra su clásico adversario. No era favorito, pero llegó a la definición del Torneo del Interior, en la que cayó frente a Gimnasia y Esgrima, de Rosario. "Esa final nos hizo más fuertes. Ahora vamos por todo", avisa Maximiliano Filizzola, la figura que marcó 19 puntos (un try, cuatro penales y una conversión) contra Pucará.

Su presente permitió a Marista volver a jugar un Nacional de Clubes después de unos cuantos años. El conjunto cuyano no fue de los destacados en la primera rueda. Su saldo fue 1-1-1: empate con Alumni, triunfo frente a La Plata y ajustada caída ante Hindú. Sin dudas, lo ayudó el nuevo formato del torneo, hecho para que hubiera una misma cantidad de representantes de Buenos Aires que del interior en la segunda etapa, es decir, para evitar que URBA copara de nuevo el certamen. Marista intenta desmentir esa supuesta superioridad: es el único de los semifinalistas que ganó como visitante en los cuartos de final.

"Sabemos que hay equipos mejores que nosotros. Con los resultados, los chicos han tomado tal confianza que se le plantan a cualquiera y no le tienen miedo a nadie", dice Juan Sánchez, el head coach. "Veníamos a ganar, no a ver qué pasaba. Ninguno de nosotros había jugado este torneo y estamos disfrutándolo al máximo", admite Renzo Cornejo, el capitán.

Marista lucha en lo alto del Nacional de Clubes; el "Cura" le devolvió protagonismo al rugby mendocino.
Marista lucha en lo alto del Nacional de Clubes; el "Cura" le devolvió protagonismo al rugby mendocino. Fuente: LA NACION - Crédito: Rodrigo Néspolo

Que todos sus jugadores estén experimentando por primera vez jugar el Nacional de Clubes tiene que ver con la juventud del plantel de Marista. Alcanza mirar las caras para darse cuenta. "Hay dos o tres referentes, pero los demás somos de la camada '96 para abajo", detalla Cornejo. Hay siete chicos que, por edad, podrían estar jugando la final del torneo regional de menores de 19 contra Tala, de Córdoba. "No les gusta perder contra nadie y le han aportado al equipo las ganas de ganar. Se lo contagiaron a los grandes y eso se ve en la cancha", agrega Sánchez.

Desde 1996, cuando Liceo no pudo con Alumni, no había un equipo de Mendoza en las semifinales del Nacional. Por eso, el golpe de Marista es un espaldarazo para el rugby de la provincia. "Desde hacía mucho no estaba en este nivel. Siento que estamos representándolo de la mejor manera", dice Cornejo, emocionado.

Asoma en la seminal Hindú, el pentacampeón vigente. Curiosidad del torneo: uno y otro se enfrentaron una semana atrás en Mendoza, con una victoria por 43 a 40 para el Elefante. Aun así, se clasificaron los dos. "Creo que tenemos las mismas posibilidades de ganar que de perder", se anima Sánchez. Marista sigue envalentonado por un presente soñado. "Salir campeones", se anima a pronunciar cada uno de ellos. No los despierten.

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.