Las claves de los Pumas en la visión de ocho glorias que vistieron la camiseta argentina

Desde Luis Gradín, fundacional de aquel equipo de 1965, hasta Tati Phelan, último DT antes de Hourcade, pasando por Porta, Branca y los Fernández Miranda
Fuente: LA NACION - Crédito: Aníbal Greco
Desde Luis Gradín, fundacional de aquel equipo de 1965, hasta Tati Phelan, último DT antes de Hourcade, pasando por Porta, Branca y los Fernández Miranda
Xavier Prieto Astigarraga
(0)
24 de octubre de 2015  • 09:29

El notable desempeño de la Argentina en el Mundial de rugby produce admiración, alegría y esperanza en glorias del pasado. Desde Lucho Gradin, fundacional de los Pumas en 1965, que proyecta un porvenir cada vez mejor por el próximo Super 15, hasta Santiago Phelan, que celebra lo bien que está jugando el seleccionado en Inglaterra 2015 luego de su ciclo 2008-2013, pasando por un casi eufórico Chapa Branca, que asevera que "la Argentina puede ganarle a cualquiera".

Consultados por LA NACION, estas fueron las opiniones de ocho rugbiers que dejaron su sello en el conjunto nacional en diferentes décadas.

Eliseo "Chapa" Branca: "Nunca se llegó a una instancia así con el equipo tan bien, tan afinado. Hay un buen equipo y un buen banco; el que entra juega igual o mejor que el que estaba. Eso nunca pasó. Había 15 titulares y el tipo que entraba no tenía nada que ver... Uno decía «mirá quién entró». Ahora hay 26 jugadores en niveles muy parecidos. Es un logro eso, ¿eh? No es fácil. Y ahora veo que la Argentina es respetada. Ahora las superpotencias van a cuidarse de errores, porque si se ataca desde todos lados, se aprovecha; antes el error no se aprovechaba.

"Los australianos van a entrar muy preocupados. Le robaron un partido al último del Seis Naciones, y la Argentina le ganó al campeón. Está para cualquiera. No es una hazaña, la Argentina puede ganarle a cualquiera. El tema es manejar la intensidad del partido; cuándo tomar aire, cuándo recuperarse. Nueva Zelanda entra a 100 y termina a 120. Y nosotros en el segundo tiempo contra Irlanda nos quedamos sin gambas. El único signo de interrogación es si llega a los 70 y 80 minutos con la misma energía y la misma predisposición mental.

"Lo de 2007 fue una camada, 15 jugadores, o 16. Esto no es lo mismo. Antes se jugaba a defender, atacando con la defensa. Ahora es otra cosa, hay un plan de juego, se puede jugar. Y es muy bueno que digan que quieren salir campeones".

Porta, un símbolo
Porta, un símbolo

Hugo Porta: "Veo que los jugadores están muy, muy convencidos de lo que quieren hacer. Se la creyeron sanamente.Lo más llamativo es que el equipo no juega como decían los ingleses («lo primero es que no nos marquen puntos, después veremos qué haremos»), sino que quiere de entrada marcar más puntos que el contrario. Eso está muy bien, porque el rugby tiene que ser un juego ofensivo.

"Siempre me gustó un rugby de 15, con participación de todos. Y este equipo lo hace. Nico Sánchez es posiblemente el mejor pateador del torneo a los postes, tiene en la defensa uno de sus puntos más fuertes y sabe a qué hacer jugar al equipo. Estar a 80 minutos de jugar la final por la Copa del Mundo es un sueño, y hacerlo con la camiseta de los Pumas, un sueño de todos los argentinos. Lo que es seguro es que van a dar la vida".

Luis Gradin: "Desde hace cinco años, los jugadores tienen un sistema en la UAR que les da una impronta muy marcada de a qué se quiere jugar. En la cancha se expresa en un juego mucho más homogéneo, por el cual si entra alguien el equipo no se resiente y los que están en el banco dan otra ola de potencia. Ahora hay un trabajo de base muy bueno de la UAR y el jugador tiene no sólo lo que aprende en su club. Los Pumitas y Pampas XV tienen muy buenas experiencias. Y con el Súper 15 que va a venir el cambio será más notable".

Rolando "Yankee" Martin: "Lo que evolucionó este equipo respecto a los de 1999 y 2007 es la voracidad ofensiva. Es muy dinámico y está pensando en el in-goal contrario los 80 minutos. Tiene facilidad para hacer puntos, tries; antes costaba mucho más. Dos grandes factores contribuyeron: el Rugby Championship mejoró mucho su competencia y el incremento del tiempo de dedicación a las destrezas individuales".

Fernando "Pope" Morel: "Desde hace mucho no veo un equipo tan convencido, tan seguro de lo que hace. Es muy agradable y emocionante verlos y su entrega, pero aparte tienen un plan de juego y no renuncian a jugar ante ningún rival.

"Este equipo logró llegar al estado de gracia, a lo que otros llaman 'momentum'. Juega con una madurez... Y muestra confianza en el compañero, seguridad en lo que hace. No creo que haya muchos a los que les guste jugar contra la Argentina. Hay un trabajo de largo plazo, desde 2010 con el nombre de Pampas XV. Estamos viendo los frutos de ese trabajo, que llegó antes que lo que pensaban".

Juan Fernández Miranda: "Los que gustamos del rugby estamos disfrutando un equipo que, además de jugar bien, transmite valores y tomó la mística de los Pumas del '65. Tiene un juego dinámico, de pases, de quebrar líneas de ventaja lo más rápidamente posible. Es inteligente, juega bien con el pie. Y mostró una gran defensa. Y encima es atrevido. Me parece un equipo muy completo".

Nicolás Fernández Miranda: "Espero el partido con mucha expectativa y mucha confianza en que van a jugar muy bien. En Mundiales anteriores hubo más táctica, más estrategia en el equipo; éste las tiene, pero trata de jugar con la pelota en las manos y no entregarla al rival. Tiene un juego muy lindo. Sería una alegría para todo el rugby que llegáramos a la final. Después, que sea lo que tenga que ser".

Otros tiempos: Phelan les da indicaciones a Ayerza, Agulla y Corcho Ferández Lobbe, tres que hoy están en el Mundial de Inglaterra
Otros tiempos: Phelan les da indicaciones a Ayerza, Agulla y Corcho Ferández Lobbe, tres que hoy están en el Mundial de Inglaterra Fuente: Archivo

Santiago "Tati" Phelan: "Esto es impresionante. Creo que la Argentina está en un nivel superlativo. Y tengo mucho entusiasmo por todo lo que viene en adelante, porque si mantienen el nivel, pueden llegar aún más lejos. Toda la vida los Pumas han tenido el fuerte en su corazón, pero esta vez está acompañado por el juego. La entrega es absoluta, y juegan cada vez mejor al rugby.

"El Championship tiene mucho que ver porque jugar contra los mejores hace mejorar. Y tienen mucho que ver también los actuales jugadores, el staff, el convecimiento en la forma de jugar... Es una suma de muchas cosas, manteniendo el espíritu y el corazón de siempre de los Pumas".

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.