Los Pumas le ganaron a Leicester y marcaron nueve tries a 15 días del debut en el Mundial

Test Match en Rugby

Argentina

Argentina

Fue 55-34 para el equipo de Daniel Hourcade, que por momentos cometió muchos errores en defensa; ahora, el seleccionado viajará a Portugal antes de debutar contra los All Blacks en la Copa del Mundo
Alejo Miranda
(0)
5 de septiembre de 2015  • 13:21

Fuente: LA NACION - Crédito: Aníbal Greco

LEICESTER.- Sensaciones encontradas dejó la victoria de los Pumas ante Leicester Tigers en el último partido antes del Mundial. Momentos de brillantez se mezclaron con lapsos de desconcierto para redondear un éxito por 55-34 que estuvo más cerca de un entrenamiento que de un Test Match.

Así lo tomaron los Pumas y así lo tomaron los Tigers, que ante unos 9000 espectadores presentaron un equipo con varios juveniles y sólo un puñado de jugadores internacionales. Así, en el entretiempo ambos entrenadores cambiaron a casi todo el equipo.

Pero había cuestiones puntuales para analizar. El rendimiento de varios jugadores que tienen mayor competencia en su puesto para el debut en el Mundial, por ejemplo. Y en ese sentido fue positivo lo de Santiago Cordero, ganando metros cada vez que tomó la pelota, apoyando un try y superando en el duelo personal a Gonzalo Camacho (debutó en los Tigers), como lo había hecho en la preferencia del entrenador Daniel Hourcade.

También fue destacable lo de Julián Montoya, el suplente de Agustín Creevy (no jugó por lesión), que actuó todo el partido, acertó en los pocos line-outs que arrojó, ganó los duelos y hasta avanzó varios metros con la pelota en las manos. Aunque no sobresalió, vale el regreso a las canchas de Mariano Galarza, que no jugaba para los Pumas desde octubre por una lesión en el hombro.

Marcos Ayerza, que hace 10 años juega en los Tigers, recibió todo el cariño del público, que lo ovacionó todo el partido, con la camiseta de los Pumas primero y más aún en los últimos 10 minutos con la de los Tigers. Sobre el final, agarró el micrófono, pero sólo pudo decir "thank you for making it so special" antes de largarse a llorar y ser llevado en andas por Javier Ortega Desio y Leonardo Senatore.

Los primeros 20 minutos fueron casi perfectos. Con buenos rucks, rápida liberación y pases precisos, los Pumas pudieron mover la pelota a voluntad y no tardaron en encontrar espacios para vulnerar la defensa. Las conquistas de Santiago Cordero, Marcelo Bosch y Juan Imhoff adelantaron al equipo de Hourcade 21-3, reflejando lo que ocurría en el partido.

Pero luego sobrevino un momento de desconcierto. Leicester cerró un poco el juego, manejó mejor la pelota y algunos errores en el primer tackle de los Pumas propiciaron avances. Llegó el descuento (try de Brugnara) y el asedio continuó, hasta que en el peor momento Nicolás Sánchez interceptó un pase largo y se fue solo al try (28-10).

En la segunda mitad ambos equipos cambiaron los jugadores casi íntegramente. En los Pumas, el único que permaneció en la cancha fue Montoya. Su participación fue clave en el final, con una gran corrida que terminó en habilitación para el try de Leguizamón. Una conquista que sirvió para sentenciar un partido que se había complicado ya que, como en la primera mitad, tras dos tries argentinos sobrevino el desconcierto. En seis minutos, los Tigers aprovecharon tres errores de los Pumas y llegaron tres veces al in-goal y se acercaron a cuatro (38-34), pero tres conquistas sobre el final (Socino, Leguizamón y Agulla) desactivaron el peligro.

Síntesis:

Leicester Tigers (34): PT Mathew Tait (c); Peter Betham, Christian Loamanu, George Catchpole y Gonzalo Camacho; Tommy Bell y Sam Harrison; Will Owen, Laurence Pearce y Mike Fitzgerald; Sebastian de Chaves y Joe Maksymiw; Tiziano Pasquali, Greg Bateman y Riccardo Brugnara.

ST Tommy Bell; Paolo Odogowu, Matt Smith, Seremaia Bai y Adam Thompstone; Freddie Burns y Sam Harrison; Lachlan McCaffrey, Laurence Pearce y Charle Beckett; Graham Kitchener y Sebastian de Chaves; Tiziano Pasquali, Greg Bateman y Riccardo Brugnara.

Entrenador: Aaron Mauger.

Ingresaron: Ed Milne, George Worth, Harry Wells, Ben White y Marcos Ayerza.

Argentina (55): PT Joaquín Tuculet; Santiago Cordero, Marcelo Bosch, Juan Martín Hernández y Juan Imhoff; Nicolás Sánchez y Tomás Cubelli (c); Javier Ortega Desio, Facundo Isa y Juan Fernández. Lobbe; Tomás Lavanini y Guido Petti; Nahuel Tetaz Chaparro, Julián Montoya y Marcos Ayerza.

ST: Lucas González Amorosino; Matías Moroni, Jerónimo de la Fuente, Juan Pablo Socino y Horacio Agulla; Santiago González Iglesias y Martín Landajo; Juan Manuel Leguizamón, Leonardo Senatore y Pablo Matera; Mariano Galarza y Matías Alemanno; Juan Pablo Orlandi, Julián Montoya y Lucas Noguera Paz.

Entrenador: Daniel Hourcade.

PT: 5m, 10, 19 y 38, goles de Sánchez por tries de Cordero, Bosch, Imhoff y él mismo (A); 9 y 40, penales de Bell (LT); 29, gol de Bell por try de Brugnara (LT).

ST: 7m, try de Montoya (A); 17, try de Agulla (A); 21, 25 y 27, goles de Burns por tries de Beckett, él mismo y Odogwu (LT); 32, try de Socino (A); 37, try de Leguizamón (A); 40, gol de Socino por try de Agulla (A).

.am/tb/av

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.