Sebastian Vettel se quedó con la pole position para el Gran Premio de Rusia