Un fuera de serie y una sorpresa, en el camino de la Davis