Bajo el foco de la incertidumbre

Cristian Mira
Cristian Mira LA NACION
Momento de tomar decisiones
Momento de tomar decisiones Crédito: ARCHIVO
(0)
21 de septiembre de 2019  • 02:15

Otra vez la incertidumbre económica vuelve a poner al campo en el foco de la escena. El Gobierno necesita mantener estable la cotización del dólar oficial hasta el 27 de octubre y busca que la oferta de los privados aparezca en la plaza cambiaria. Ese es el fundamento de los rumores que impactaron sobre el mercado de granos anteayer y que, una vez más, daban cuenta de un supuesto aumento inminente de los derechos de exportación. Una reunión agendada entre el ministro de Hacienda, Hernán Lacunza, y los directivos de CIARIA-CEC hacía presumir que el anuncio era inminente. Finalmente eso no sucedió, pero el rumor cumplió su objetivo: hubo operaciones récord en soja entre ventas nuevas y las que tenían precios por fijar.

Hacienda se guarda el as en la manga de la suba de los derechos de exportación. Cualquier rumor que circule en esa dirección no hace otra cosa que incentivar a la venta de la cosecha 19/20. Sobre ese juego aparece un riesgo todavía mayor. La presunción de que en caso de ganar Alberto Fernández en octubre próximo los derechos de exportación subirán. Mejor vender ahora antes de que sea tarde, puede ser el argumento que una a oficialistas y a opositores. Un escenario que está lejos de llevar previsibilidad a quienes tienen que tomar decisiones de compra de insumos para encarar la campaña de granos gruesos.

Más allá de la incertidumbre económica, tanto oficialistas como opositores deberían tener en cuenta que el agro es el sector de la economía en el que se origina la mayor parte de las exportaciones. Cualquier medida con sesgo antiexportador no hace otra cosa que demorar el ingreso de dólares genuinos a una economía que le cuesta generarlos. Una cosecha de trigo de entre 20 y 21 millones de toneladas, como la que se espera para la actual campaña, generará divisas como para que el presidente que asuma en diciembre próximo no las desprecie.

Al riesgo político y económico se suma el climático: faltan lluvias. El informe semanal del Instituto de Clima y Agua del INTA destaca que el déficit hídrico afecta especialmente a las provincias de Córdoba, La Pampa y Buenos Aires. El mapa de Índice Verde que elabora el organismo refleja que la actividad fotosintética es inferior al promedio en gran parte de la provincia de Buenos Aires, el este de La Pampa, el sur de Córdoba y una zona del NEA. Las pasturas están siendo las más afectadas tras un invierno con temperaturas bajas. Si la situación no se revierte en el corto plazo, la liquidación de existencias ganaderas -en un contexto de elevadas tasas de interés y precios planchados para la cría- será inevitable.

Mientras tanto, en el mundo siguen sucediendo hechos inesperados que pueden representar una oportunidad en el mediano plazo. Esta semana el gobierno de Corea del Sur informó que se detectaron dos casos de peste porcina africana. Esta enfermedad se expandió por China y el sudeste asiático. "Se está diseminando rápidamente", explica Esteban Turic, CEO de Biogénesis-Bagó. "Afecta a gran parte de la producción de cerdos, y genera una crisis importante en la disponibilidad de carnes para el consumo en esa región del mundo", añade. "Este es un momento único para la ganadería del Mercosur, pero hoy más que nunca es necesario resguardar nuestro mayor atributo que es el status sanitario para poder dar respuesta ante los nuevos requerimientos de demanda de proteína animal a la región asiática", sostiene.

La Argentina tiene la posibilidad de responder a esa demanda. Esta semana el Gobierno habilitó siete frigoríficos avícolas y ocho de carne vacuna para exportar a China. La responsabilidad de cuidar el status sanitario ya no involucra solo a la órbita estatal.

Los competidores no se quedan quietos. Brasil sumó nuevas plantas frigoríficas para exportar al gigante asiático. Tampoco es conveniente pensar que la guerra comercial entre Estados Unidos y China será infinita. La semana pasada, en un gesto de buena voluntad para encarar una nueva ronda de conversaciones, compradores privados de China volvieron a adquirir soja en EE.UU. Nadie regala nada.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.