China debilita su moneda, pese a las presiones de Obama

Se estima que el gigante asiático busca impulsar sus exportaciones ante la desaceleración económica
Keith Bradsher
(0)
3 de junio de 2012  

HONG KONG.– La divisa china cayó más en mayo que en cualquier otro mes desde que el gobierno chino comenzó a permitir que el renminbi se apreciara gradualmente en el verano boreal de 2005, lo que representa un cambio en el mercado de divisas que podría ayudar a las exportaciones chinas pero agrava las fricciones comerciales con Europa y en particular con los Estados Unidos.

Al establecer cotizaciones cada vez más débiles para el renminbi respecto del dólar al comienzo de las operaciones de cada día, el banco central chino ha hecho bajar el renminbi respecto del dólar 0,9% en el último mes. La baja en las cotizaciones diarias coincide con señales de que la economía doméstica china está desacelerándose marcadamente esta primavera boreal y puede necesitar la ayuda de mayores exportaciones.

Un renminbi más barato hace más competitivas las exportaciones chinas en los mercados extranjeros, a la vez que los productos extranjeros se vuelven más costosos y menos accesibles en China. La administración Obama ha estado presionando a China en los últimos tres años para permitir una apreciación más acelerada del renminbi, no su depreciación, como un modo de reducir el déficit comercial de Estados Unidos con China, que alcanzó el récord de US$ 295.460 millones el año pasado.

El departamento del Tesoro de los Estados Unidos difundió un informe recientemente en el que critica el manejo del tipo de cambio de China y reclama por primera vez que el país dé a conocer datos sobre la escala de sus intervenciones en el mercado de divisas. Pero el informe no llega a calificar a China de manipulador de su divisa, calificación que los líderes chinos han indicado que les molestaría mucho y se opondrían a ella.

El banco central chino hizo subir ligeramente el renminbi el lunes, el primer día de operaciones después del informe del Tesoro, pero ha permitido que se deslice aún más hacia abajo en cada uno de los tres últimos días. El Tesoro no quiso hacer comentarios sobre la depreciación del renminbi mientras que el banco central chino, el Banco Popular de China, se ha mantenido en silencio en esta primavera respecto de la política de divisas.

Mitt Romney, que logró la nominación presidencial republicana esta semana, dijo en el otoño que si fuera elegido presidente, calificaría a China como manipulador de su día en su primer día en funciones. Uno de sus avisos televisivos que aparecieron en los Estados Unidos predice cómo sería el primer día en funciones de Romney, con el narrador diciendo que a lo largo del día "el presidente Romney enfrenta la política comercial china y exige que respeten las reglas".

Banqueros y economistas dicen que ha habido algunos indicios de que inversores extranjeros y ciudadanos chinos por igual han estado sacando fondos de China en las últimas semanas, lo que podría haber contribuido a la baja del renminbi. Administradores de fondos de todo el mundo se han vuelto más adversos al riesgo al deteriorarse las economías europea y china esta primavera boreal, lo que ha hecho caer las divisas de muchos mercados emergentes.

China también ha estado dominada esta primavera por preocupaciones políticas asociadas con la purga de Bo Xilai, que fue suspendido del Politburó en abril. Pero contando con más de US$ 3300 millones en reservas extranjeras, combinado con controles regulatorios muy estrictos sobre el mercado de divisas de Shangai y algunos controles que aún subsisten sobre la entrada y salida de fondos de China, Pekín aún tiene amplio margen para decidir el valor diario del renminbi. Si bien los funcionarios chinos se han mantenido en silencio sobre la política para el mercado de divisas en las últimas semanas, pocos economistas dudan de que la baja reciente del renminbi represente otra cosa que un intento de estimular la exportación.

"En un período difícil de desaceleración del crecimiento y baja demanda de las exportaciones, el gobierno aprovecha la oportunidad que ofrece una aparente salida neta de capitales para orientar el valor del renminbi a un nivel más bajo respecto del dólar, para ayudar a sostener las exportaciones", dijo Eswar Prasad, ex jefe de la división China del FMI.

La economía china soporta la más baja inversión en activos fijos en una década, una inversión extranjera en declinación, ventas minoristas en baja y una burbuja inmobiliaria que se desinfla. China se beneficiaría del empleo y la riqueza que se crearía con el aumento de exportaciones y proveyendo una proporción mayor de la demanda mundial en mercados, desde el calzado y la vestimenta a las pantallas planas y las autopartes.

Traducción de Gabriel Zadunaisky

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.