Crisis en Bolivia. El país le advirtió a la Argentina que podría limitar el suministro de gas

La petrolera estatal boliviana notificó a la Argentina que por la toma de algunas de sus instalaciones podría haber problemas con la oferta de gas; el Gobierno dice que por el momento la situación es normal y tiene back up.
La petrolera estatal boliviana notificó a la Argentina que por la toma de algunas de sus instalaciones podría haber problemas con la oferta de gas; el Gobierno dice que por el momento la situación es normal y tiene back up.
Esteban Lafuente
(0)
12 de noviembre de 2019  • 11:51

La crisis en Bolivia podría tener consecuencias en la Argentina, que tiene en el gas que llega del país limítrofe uno de los elementos clave de su matriz energética. Ayer, la petrolera estatal boliviana YPFB le envió una carta a Ieasa (ex Enarsa) en la cual le notifica que, dadas las "limitaciones actuales" que experimenta la compañía, podría verse afectado el suministro diario que, por contrato, debe enviarle al país.

En esa nota dirigida a Claudia Mundo, presidenta de Ieasa, YPFB advierte que "emergente de la creciente convulsión social que se está presentando en Bolivia" hay grupos de personas que tomaron el campo Carrasco junto a estaciones de bombeo y compresión de hidrocarburos cercanas, y no descarta situaciones similares en otras instalaciones de la empresa, que eventualmente podrían afectar su producción de gas.

"La presente notificación fehaciente tiene por objeto comunicar que YPFB, al encontrarse impedida de cumplir sus obligaciones en el marco del Contrato de Compra Venta de Gas Natural, por un evento fuera de su control, invoca la liberación del cumplimiento de sus obligaciones debido a un evento de Fuerza Mayor/Caso Fortuito", advierte la carta, que vio LA NACION.

Ieasa, sin embargo, advirtió que se trata de una notificación de carácter preventivo, pero que el flujo de gas desde Bolivia se mantiene con normalidad. Ayer, indicaron desde la empresa, se recibieron los 11 millones de metros cúbicos acordados en el contrato que está vigente entre la Argentina y Bolivia desde 2006, con sucesivas reformulaciones y actualizaciones a lo largo de los años. En la última renegociación, concretada en febrero de 2019, se estableció que el volumen de gas que Bolivia debe entregar en los meses no invernales es de 10,5 millones de metros cúbicos diarios.

"La situación está bajo control. La carta es una cobertura legal para el caso de que tengan problemas que deriven en cortes", advirtieron fuentes cercanas a la Casa Rosada.

YPFB informó a la Argentina que podría limitar el suministro de gas - Más Info

06:10
Video

"Hacemos un seguimiento diario y por ahora estamos recibiendo con normalidad", insistieron por su parte en Ieasa, donde indicaron que el suministro de gas boliviano abastece a clientes de la región norte del país, especialmente a distribuidoras y empresas de generación eléctrica.

El calendario juega, esta vez, a favor de la Argentina, dado que ya quedaron atrás los meses de invierno y temperaturas más bajas. En ese período, donde estacionalmente es mayor el consumo de gas tanto para el sector industrial como para los hogares, la producción local no es suficiente y el flujo proveniente de Bolivia permite satisfacer la demanda.

En el escenario actual, una eventual baja en la provisión del hidrocarburo de YPFB podría compensarse con un incremento en la producción local. "En esta época del año hay capacidad ociosa de transporte desde la cuenca neuquina y además tenemos un barco en Escobar que quedó cargado como back up hasta el próximo invierno", añadieron fuentes oficiales.

Crédito: Shutterstock

En agosto, según los datos de la secretaría de Energía, la producción de gas natural registró un crecimiento del 7,9% interanual, y alcanzó su mayor nivel en 12 años, con un volumen total de 144 millones de metros cúbicos diarios. Ese proceso se sostuvo en un incremento del 31% del crecimiento interanual de la producción no convencional, frente a una caída del 6% del segmento convencional.

El gas es un elemento clave del intercambio comercial entre ambos países. Según datos del Indec, el 93% de las importaciones argentinas desde Bolivia en los primeros nueve meses de 2019 corresponden a la categoría Combusitbles y Energía, que se explica casi exclusivamente por el intercambio de gas. De acuerdo al organismo estadístico, este segmento acumuló US$1008,4 millones del total de US$1080,6 millones que la Argentina importó desde aquel país.

Para el país, Bolivia es el cuarto socio comercial de América en términos del volumen de intercambio (importaciones y exportaciones), detrás de Brasil, Estados Unidos y Chile. Entre enero y septiembre de este año, la balanza arroja un déficit comercial de US$619,8 millones.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.