Vacaciones con devaluación y recesión: qué eligieron los argentinos en el verano

Mar del Plata fue uno de los destinos más elegidos de la temporada.
Mar del Plata fue uno de los destinos más elegidos de la temporada. Fuente: LA NACION - Crédito: Mauro V. Rizzi
Gabriela Origlia
(0)
13 de febrero de 2019  • 10:00

CORDOBA.– Después de la devaluación de 2018 se esperaba una temporada de verano récord. Aunque fue buena, no alcanzó números excepcionales. Desde los hoteles, restaurantes y producciones de espectáculos coinciden en que el promedio de ocupación fue del 70% con picos en algunos días puntuales. "La recesión jugó un papel importante y, en movimientos internos, se impuso a la suba del dólar", definió ante LA NACION Aldo Elías, presidente de la Cámara Argentina de Turismo.

Una forma simple de graficar lo que hicieron los argentinos este verano –en función de diferentes opiniones recogidas– es que los de alto poder adquisitivo acostumbrados a viajar al exterior, mantuvieron esa salida; los del segmento medio que vacacionaban afuera por el dólar barato lo hicieron en el país y los de bolsillos más ajustados no salieron o esperan para hacerlo más adelante, cuando la perspectiva del año esté más clara.

Gustavo Santos , secretario de Turismo de la Nación, calificó de "buena" la temporada: "Hay un efecto sustitución importante, entre los que salían y se quedaron. También destaca la distribución federal, el turismo es un factor productivo que impacta en todo el país; este verano hubo destinos como las termas, Salta o Jujuy –tradicionales del invierno– que registraron números interesantes. Eso muestra el cambio de conducta de los argentinos".

Elías apunta que el aspecto "positivo" de la devaluación fue el crecimiento del turismo externo que se registra, en especial de Estados Unidos y Europa que elige la Patagonia , Cataratas de Iguazú e implica un "reverdecer" para la ciudad de Buenos Aires . Según datos de Turismo, en enero el número de extranjeros que llega por avión subió 20% interanual (en 2018, según Indec, fueron 3,4% más que en 2017 en total).

Nicolás Posse, gerente de Producto de la agencia Avantrip, ratifica que CABA lideró las búsquedas en el sitio; a nivel nacional le siguieron Iguazú, Córdoba , Mendoza , Mar del Plata y San Carlos de Bariloche .

En destinos internacionales se destacan Río de Janeiro, Punta del Este y Santiago de Chile que "tomaron fuerza" frente a otros a partir de la devaluación "por ser cercanos; desde la segunda quincena de enero crece nuevamente Miami". En este mes dominan las salidas de tres días para dos personas.

"Son escapadas –describe Posse–. Otra vez gana Buenos Aires en lo interno y Punta del Este encabeza afuera seguida por Chile. Si la estabilidad del dólar llegaba antes seguramente Santiago no hubiera sido tan exitosa; la cercanía es clave para no gastar mucho". Las primeras semanas concentran las salidas; hacia fin de mes, Brasil y Miami podrían avanzar si el dólar sigue estable.

Desde Turismo enfatizan que este fue un verano de "destinos no tradicionales" con una temporada "adelantada" en la costa atlántica por el buen tiempo y los fines de semana largos de las fiestas. "El sur está teniendo una muy buena temporada en varios de sus centros turísticos, igual que Mendoza y el norte, cuya temporada alta no es el verano, pero mostró crecimiento", señala un trabajo de la Secretaría. Según Came, en enero el movimiento general de viajeros creció 2,2% interanual.

Cocktail complicado

Los operadores destacan que los números generales fueron "buenos pese al enorme parate de actividad" que hay y coinciden en que la mayor disponibilidad de conexión aérea y con precios de pasajes convenientes si sacan con anticipación.

Aerolíneas Argentinas –que domina 65% del mercado aéreo- en enero transportó 9% más de pasajeros interanual a Mar del Plata, uno de los destinos más vendidos junto a Córdoba, Mendoza, Bariloche, Neuquén , Salta, Ushuaia , Iguazú, Comodoro Rivadavia , Tucumán y El Calafate .

Al exterior el primer puesto es para Santiago de Chile, seguido por Río de Janeiro , San Pablo , Miami y Madrid ; en enero la caída de ventas de pasajes afuera fue de 10% interanual. La contracara es un repunte en la comercialización desde el exterior hacia la Argentina.

Elías señala que hubo un mix de factores para que la devaluación no se compensara con mejores datos internos: "Una enorme recesión, un año de elecciones que siempre genera incertidumbre, inflación alta, tasas de interés prohibitivas. Todo eso genera inseguridad a la hora de definir en qué gastar. Muchos que no pudieron salir y otros eligieron no hacerlo porque prefieren tener más certezas", resume.

ADEMÁS

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.