Los minimercados Eki buscan mayor expansión en el interior

Inició su crecimiento en la región central con la apertura de sucursales en Santa Fe
Alfredo Sainz
(0)
3 de mayo de 2003  

Después de consolidar su presencia en la Capital Federal y el Gran Buenos Aires, la cadena de minimercados Eki inició su expansión en el interior. La empresa, controlada por el fondo de inversión Nexus, acaba de inaugurar dos establecimientos en el sur de la provincia de Santa Fe y se prepara para crecer en otras provincias del centro del país, por medio de la apertura de locales propios y la compra de pequeñas cadenas regionales.

Eki sumó sus últimas sucursales en las localidades santafecinas de Villa Cañás y Wheelright y proyecta terminar el año con diez sucursales, de las cuales la mayoría estará ubicada en el interior.

Eki fue una de las cadenas más golpeadas hace casi un año y medio por los saqueos, que provocaron el cierre de 40 de las 142 sucursales que tenía a fines de 2001. La empresa logró reabrir 30 de los locales y también sumó algunas sucursales nuevas en el Gran Buenos Aires mediante el sistema de franquicias, aprovechando que este formato comercial había sido originalmente exceptuado de las regulaciones que frenan la expansión de las grandes cadenas en la provincia. Sin embargo, el reciente cambio en las leyes bonaerenses obligó a la empresa a reformular sus planes.

"Con los últimos cambios en la ley las franquicias también cayeron bajo la regulación en Buenos Aires, así que en territorio bonaerense vamos a abrir locales propios en algunas ciudades, pero en forma paralela saldremos de compras en otras provincias, buscando pequeñas cadenas para que cambien de bandera y empiecen a operar con la marca Eki", señaló Nerio Peitiado, gerente general de Eki.

Para atender los locales santafecinos, la cadena también contará con un centro de distribución en la ciudad bonaerense de Pergamino.

La inversión promedio para abrir un minimercado asciende a 250.000 pesos, que en el caso de las franquicias implica un desembolso inicial para el franquiciado de sólo 40.000 pesos más el inmueble. El resto de la inversión -que se destina a la compra de equipamiento (cajas registradoras, scanners y cámaras de frío) y aprovisionamiento de mercadería- es financiado por Eki y se va descontando de los ingresos que tiene el propietario del minimercado.

Con la expansión en el sur de Santa Fe y otras provincias, Eki seguirá los pasos de su competidor Día, que también busca hacerse fuerte en el interior.

La tercera en discordia en el negocio de las tiendas de descuento (también conocidas como hard discounts) es la cadena Leader Price, del grupo francés Casino. Esta última, hasta ahora, privilegió en su plan de expansión al mercado porteño y en los próximos meses tiene previsto sumar cinco sucursales.

Las tiendas de descuento fueron algunas de las grandes ganadoras con los cambios producidos en la venta de alimentos después de la devaluación y el regreso de la inflación.

Según un relevamiento efectuado por la consultora LatinPanel, en poco más de un año estas cadenas prácticamente duplicaron su participación, pasando a controlar del 2,4 al 4,7 por ciento de las ventas de productos de la canasta básica en el nivel nacional.

La evolución de este tipo de cadenas comerciales además fue mejor en la Capital Federal y el Gran Buenos Aires, donde controlan un 12% del mercado.

"Al menos para nosotros se empezó a notar cierta recuperación en las actividades y hoy nuestra participación en la venta de alimentos en el área donde participamos ya alcanza al 5,1%", señaló Peitiado.

La proyección de la cadena es cerrar este año con una facturación de 250 millones de pesos, lo que implica casi duplicar sus ventas de 2001, que alcanzaron a $ 131 millones.

Eki nació en 1996, como un emprendimiento comandado por el empresario local Gustavo Lopetegui, que se alejó de la cadena comercial a principios de 2002.

En la actualidad, su principal accionista es el fondo de inversión norteamericano Nexus, que controla el 90% de las acciones.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.