Evo Morales apuntó contra dos líderes de la oposición: "Pasarán a la historia como racistas y golpistas"

Fuente: Archivo - Crédito: Juan Karita/AP
(0)
11 de noviembre de 2019  • 08:10

Tras renunciar a su cargo, el presidente de Bolivia, Evo Morales, apuntó contra el líder del Comité pro Santa Cruz, Luis Fernando Camacho, y el liberal Carlos Mesa, dos referentes de la oposición, a quienes acusó de "golpistas y discriminadores".

"Mesa y Camacho, discriminadores y conspiradores, pasarán a la historia como racistas y golpistas. Que asuman su responsabilidad de pacificar al país y garanticen la estabilidad política y convivencia pacífica de nuestro pueblo", escribió Morales en su cuenta de la red social Twitter.

Y destacó que "el mundo y bolivianos patriotas repudian el golpe".

Anoche, Morales había denunciado que "un oficial de la policía" tenía una orden de aprehensión ilegal en su contra.

Morales no solo dijo que sobre el rige una orden de detención, sino que también dijo que "grupos violentos" asaltaron su domicilio, y remató: "Los golpistas destruyen el Estado de Derecho".

Poco antes, el presidente del Comité pro Santa Cruz, Luis Fernando Camacho, también se refirió a esta noticia. "Confirmado!! orden de aprehensión para Evo Morales!!", celebró. Además dijo que la policía y los militares están buscando a Morales en el Chapare, lugar donde -según sentenció el opositor- "se escondió". "Los militares le quitaron el avión presidencial y está escondido en el chapare, van por el! ¡JUSTICIA!", concluyó.

Sin embargo, el jefe de la Policía de Bolivia, Yuri Calderón, dijo en una entrevista telefónica con un canal de televisión que no hay orden de detención contra el presidente saliente, y agregó que no tiene conocimiento sobre el paradero de Evo.

Camacho pidió dos días más de paros

Según informó el diario local Los Tiempos, Camacho pidió a la ciudadanía seguir con los paros y las medidas de presión durante al menos dos días más y anunció que habrá juicios contra Morales y otras autoridades del Movimiento Al Socialismo (MAS). Para él, la renuncia de Morales es un símbolo del "inicio de un proceso de institucionalización y de recuperación de la democracia" para Bolivia.

"Vamos a iniciar procesos de responsabilidades al presidente Morales, al vicepresidente y a todos sus ministros. A Romero, Quintana, a todos, porque todos ellos formaron parte de las muertes de nuestra gente. No es odio ni resentimiento, se llama justicia divina", insistió.

Y añadió: "Dos días les pido, les suplico y les ruego, necesitamos devolverle la paz al pueblo boliviano. Si lo levantamos ahorita, la Asamblea Legislativa puede hacer algo". Así, el líder opositor sostuvo que se debe definir la fecha de un nuevo proceso electoral y un gobierno transitorio. También remarcó la importancia de fijar las garantías para la estabilidad social.

En un comunicado, Camacho se dirigió al pueblo cruceño y expresó palabras de agradecimiento "para el sacrificio de cada uno en cada rincón de nuestra Bolivia". "Estamos en el día 20 de nuestro paro cívico indefinido. Un paro que se ha destacado por la solidaridad y el desprendimiento de toda la sociedad en su conjunto. Podemos decir que hoy estamos más unidos que nunca", sostuvo.

Detenciones en la máxima autoridad electoral

El fiscal departamental de La Paz, William Alave, informó que ordenó la detención de la expresidenta del Tribunal Supremo Electoral, María Eugenia Choque, y de su antiguo vicepresidente, Antonio Costas -quien renunció el 23 de octubre, apenas tres días después de las elecciones- por presuntos delitos electorales de falsificación de documentos, manipulación informática y alteración u ocultamiento de resultados.

Además, los está investigando por uso indebido de influencias, conducta antieconómica e incumplimiento de deberes, según la agencia nacional de noticias ABI.

Tras la detención, la Policía convocó a la prensa a su Comando General y allí mostraron a los dos extitulares de la autoridad electoral esposados y los hicieron posar para las cámaras. De fondo, se podía ver a un grupo de hombres -algunos de uniforme- sentados detrás de una mesa, vestida con una bandera nacional boliviana.

Tras la difusión de esas imágenes, el fiscal Alave aseguró: "No estamos presentándolos como delincuentes, respetamos su presunción de inocencia pero para que la gente calme esta situación y vean que sus instituciones están trabajando".

Esta mañana, la misión de la Organización de Estados Americanos (OEA) hizo pública su auditoría de las elecciones de octubre y concluyó que hubo irregularidades suficientes como para anular los comicios y llamar nuevos.

Poco después y sin mencionar a esta organización regional y sus acusaciones, el entonces presidente Evo Morales convocó a nuevas elecciones y le pidió al congreso que renovara a todos los vocales del Tribunal Superior Electoral, lo que provocó la renuncia de Choque y el resto de los miembros del cuerpo.

Agencia Reuters y DPA

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.