Con proyecciones dramáticas, Nueva York construye hospitales de emergencia

El centro de convenciones Javits, nuevo hospital en la ciudad de Nueva York
El centro de convenciones Javits, nuevo hospital en la ciudad de Nueva York Crédito: Domitila Dellacha
Domitila Dellacha
(0)
24 de marzo de 2020  • 12:09

NUEVA YORK.- Con el aumento de casos de coronavirus -que ya ascienden a más de 25.500-, el estado de Nueva York se prepara para afrontar una de las peores crisis sanitarias de su historia. A la espera de lo que será una ola de pacientes en estado crítico, las autoridades gubernamentales anticipan el impacto y avanzan con la creación de hospitales de emergencia.

Frente al avance de la pandemia en Nueva York, epicentro de la infección en Estados Unidos, el gobernador del estado Andrew Cuomo todos los días se enfrenta a las cámaras para anunciar las novedades. Las de hoy, lejos estuvieron de ser prometedoras.

En un tono lúgubre, Cuomo anunció que las proyecciones de los especialistas se han convertido en más dramáticas de las esperadas. El funcionario detalló que los casos avanzan a un ritmo acelerado, y que han superado las expectativas. En 24 horas, más de 5500 personas se han sumado a la lista de infectados con COVID-19, y se espera que el total de los casos se multipliquen cada tres días.

El gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo, en una de sus conferencias de prensa matutinas
El gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo, en una de sus conferencias de prensa matutinas Fuente: AFP

La anticipación de lo que quizás podría ocurrir poco a poco se convierte en el peor escenario de una película post-apocalíptica. "Estamos ejerciendo con agresividad todas nuestras opciones. Estamos haciendo todo lo posible para desacelerar el aumento de casos. Estamos haciendo más tests que cualquier otro estado en el país y en el mundo", destacó Cuomo, pero los esfuerzos no parecen ser suficientes. El funcionario anunció que el esfuerzo por conseguir más camas de hospital y ventiladores deberá ser más grande: hasta ayer, se necesitaban al menos 100 mil camas y 30 mil ventiladores. Hoy, ya son 140 mil las camas necesarias y 40 mil los ventiladores. "Es realmente una mala combinación de datos", resopló Cuomo.

En este contexto, el gobernador de Nueva York volvió a pedirle ayuda a la adminsitración de Donald Trump en materia de suminsitros, que serán necesarios antes de las próximas dos o tres semanas, momento en el que se espera el coronavirus alcance su pico en el estado .

De Comic-Con a hospital

Todos los años, el centro de convenciones Jacob K. Javits (más conocido como el Javits Center) se convierte en el escenario ideal para el despliegue del Comic-Con de Nueva York. Miles de personas se acercan para celebrar a sus personajes preferidos en un clima de fiesta. Hoy, ese gigantesco lugar pasa a ser un centro hospitalario de emergencia.

Ubicado en la zona del flamante desarrollo inmobiliario Hudson Yards, sobre el río se alza su inmensa estructura de vidrio que ocupa más de 170 mil metros cuadrados. Su estructura colosal, que se extiende por unas cuatro cuadras en Manhattan, la próxima semana será uno de los lugares que recibirá estará listo para recibir a pacientes.

En estos momentos, la Agencia Federal para el Manejo de Emergencias (FEMA, por sus siglas en inglés) trabaja a toda marcha en la construcción. El lugar que otorgará a la Gran Manzana la posibilidad de que los hospitales no se vean saturados en este trágico momento se suma a los cuatro sitios seleccionados por el Cuerpo de Ingenieros del Ejército. Se trata de otros cuatro hospitales temporales que otorgarán al estado de Nueva York una capacidad total de hasta 4000 pacientes.

"Esto se va a poner mucho peor antes de que se ponga mejor", sostuvo el gobernador de Nueva York Andrew Cuomo. "Todavía estamos en la calma que antecede a la tormenta. Veremos que los números de infectados continuará incrementando dramáticamente", añadió.

Sobre la calle 34, entre las avenidas 10 y 11, durante las primeras horas de la mañana se pudo observar el ingreso de trabajadores que avanzan en las tareas de construcción dentro del establecimiento. En la entrada, todos los sonidos correspondientes a una obra sonaban en loop creando una especie de sinfonía acelerada de martillos y taladros. El mundo parecía detenido en ese lugar, donde lo único importante es entregar el trabajo a tiempo.

Falta la distancia

Una corredora en el Central Park
Una corredora en el Central Park Fuente: AFP

En los alrededores, algunas personas corrían al lado del río saludando al sol que se aprestaba a calentar una mañana fría en la incipiente primavera. La aglomeración de este tipo de deportistas en algunos parques de la ciudad provocó el enojo del gobernador de Nueva York Andrew Cuomo. En tiempos donde la orden es quedarse en casa o, de salir, mantener la distancia de al menos dos metros, el funcionario le dio 24 horas a la alcaldía de la ciudad para desarrollar un plan para que esto no ocurra más.

"Es insensible, es arrogante, es autodestructivo, es irrespetuoso. [La situación] debe parar y deber parar ya", dijo el titular del ejecutivo estatal, quien remarcó: "Esto no es una broma y no estoy bromeando".

El problema es que, si bien las autoridades han ordenado que todos los vecinos deben quedarse en casa, no se ha impuesto el control de fuerza policial en las calles ni multas de ningún tipo. Con la temperatura en alza y los días más largos, cientos de personas practican deporte o hacen paseos en familia.

Según Cuomo ya se alcanzó un acuerdo con Bill de Blasio, el alcalde de la Gran Manzana, quien esta tarde anunciará nuevas medidas que permitirán prevenir el aglomeramiento de personas en parques de la ciudad.

En la ciudad de Nueva York, más de 15 mil personas ya se encuentran infectadas con el virus. California, con 2800 casos, Washington, con 2200 casos y Massachusetts, con 800 casos, son quienes le siguen al estado epicentro en Estados Unidos.

Conforme a los criterios de

Más información
ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.