El papa Francisco celebró la misa católica más multitudinaria en un país musulmán

Los fieles de Emiratos Árabes Unidos asistieron a la misa celebrada en el estadio Zayed Sports City en Abu Dhabi
Los fieles de Emiratos Árabes Unidos asistieron a la misa celebrada en el estadio Zayed Sports City en Abu Dhabi Fuente: Reuters
(0)
5 de febrero de 2019  • 11:18

ABU DHABI.– Francisco celebró hoy una histórica misa pública en la Península Arábiga, donde hasta ahora no había ido ningún pontífice. Unas 50.000 personas asistieron a la celebración en un estadio de Emiratos Árabes Unidos , mientras que otras 120.000 la siguieron desde los alrededores, lo que la convirtió en la misa católica más multitudinaria celebrada en un país musulmán.

Más de 2000 ómnibus transportaron gratuitamente a los fieles desde todo el país hasta el estadio Zayed Sports City, en Abu Dhabi.

"Pido para ustedes la gracia de custodiar la paz, la unidad, de cuidarse los unos a los otros, con esa bella fraternidad para la cual no existen cristianos de primera y de segunda clase", dijo el Papa en la homilía, pronunciada en italiano y traducida por altavoz al árabe.

Francisco realizó un recorrido en el "papamóvil" descubierto entre la multitud
Francisco realizó un recorrido en el "papamóvil" descubierto entre la multitud Fuente: Reuters

Antes de comenzar la misa, Francisco realizó un recorrido en el "papamóvil" descubierto entre una multitud entusiasta, constituida sobre todo por trabajadores inmigrantes de países asiáticos, como la India y Filipinas. "¡Viva el Papa!" y "¡Te queremos!", gritaba el público, que estalló cuando el "papamóvil" frenó para que el Pontífice saludara a dos chicas.

El papa Francisco se acercó a saludar a la multitud
El papa Francisco se acercó a saludar a la multitud Fuente: Reuters

"Estoy tan contenta de estar acá", dijo Severine Mounis, de 49 años, una india residente en Dubai desde hace una década. "Es un regalo, ya que no podemos viajar al Vaticano".

Stanley Paul, un paquistaní de 45 años residente en el país desde hace 14, acudió con su mujer e hijos. "Queremos que nuestras dos hijas, de 9 y 14, comprendan al Papa, que vean su sencillez", dijo.

Francisco, fiel a su voluntad de mostrar la cercanía de la Iglesia con las periferias del mundo, saludó casi exclusivamente a los trabajadores inmigrantes, muchos de ellos filipinos e indios.

"Para ustedes no es fácil vivir lejos de casa y quizá sentir la ausencia de las personas más queridas y la incertidumbre por el futuro", dijo el Papa durante su homilía. "Son un coro compuesto por una variedad de naciones, lenguas y ritos", destacó, hablando de la "alegre sinfonía de la fe" que construye la Iglesia.

El altar para la misa fue montado en un escenario en el estadio Zayed Sports City
El altar para la misa fue montado en un escenario en el estadio Zayed Sports City Fuente: AP

Francisco dijo también a sus fieles, la mayoría de ellos pobres y con trabajos manuales, que no necesitan levantar grandes obras "sobrehumanas" para ser fieles. El mensaje ensalzaba la humildad en un país que cuenta con el rascacielos más alto del mundo y es conocido por su opulencia y exceso.

"Jesús no nos pide que construyamos grandes obras ni llamemos la atención hacia nosotros mismos con gestos extraordinarios –apuntó el Papa– . Nos pidió que produjéramos una única obra de arte, posible para todos: nuestra propia vida".

El papa Francisco durante la multitudinaria misa celebrada ayer en Emiratos Árabes Unidos
El papa Francisco durante la multitudinaria misa celebrada ayer en Emiratos Árabes Unidos Fuente: AP

La multitud estaba eufórica y apreció las palabras de Francisco. "Él es casi divino. Tiene un carisma especial, que llega a cada uno", señaló Raphael Muntenkurian, un exseminarista indio de 64 años que vive en Emiratos desde hace más de tres décadas.

Emiratos Árabes Unidos es un país en donde el 85% de la población está compuesta por expatriados, de los que el 65% son ciudadanos de países asiáticos que trabajan en todos los sectores, desde la construcción hasta los servicios.

Hay cerca de un millón de católicos en este país, con una sociedad bastante abierta al mundo exterior y un islam más moderado que el de Arabia Saudita . La mayoría de los católicos son trabajadores asiáticos que practican su religión en ocho iglesias. Antes de su homilía el Papa visitó la catedral San José.

El papa Francisco durante la ceremonia
El papa Francisco durante la ceremonia Fuente: AP

Emiratos Árabes Unidos promueve una imagen de apertura, aunque en el país se practique la "tolerancia cero" frente a toda disidencia, en particular la de los adeptos del islam político, que representan los Hermanos Musulmanes.

El vecino reino de Arabia Saudita, ultraconservador, prohíbe toda práctica religiosa que no sea el islam. Anteayer, en un largo discurso ante responsables de todas las religiones, Francisco alentó a Emiratos Árabes Unidos a "continuar su camino" garantizando la libertad de culto. Al mismo tiempo, el Papa insistió en la necesidad de "libertad religiosa", que debe ir más allá de la simple libertad de culto.

Agencias AFP, ANSA y Reuters

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.